Inicio El Mundo Irán pidió un préstamo al FMI

Irán pidió un préstamo al FMI

ES UNO DE LOS PAISES MAS GOLPEADOS ECONOMICAMENTE POR EL CORONAVIRUS

Con casi 430 muertos y más de 10.000 contagiados, Irán es uno de los países más golpeados del mundo por la propagación del coronavirus, con varios fallecidos y enfermos entre su clase gobernante, contexto en el que ayer pidió por primera vez en casi 60 años un préstamo millonario al Fondo Monetario Internacional (FMI), un organismo de crédito en el que Estados Unidos lleva la voz cantante.
Tanto China como Italia han registrado más muertos y contagiados que Irán; sin embargo, en ninguno de esos casos la pandemia alcanzó con tanta fuerza a la clase gobernante y, además, ninguno de esos dos gobiernos tuvo que enfrentar la propagación masiva en una situación económica de crisis extrema, con sanciones estadounidenses sobre su sistema financiero, comercial y político. Ante esta evidente crisis de salud y en medio de una situación económica difícil, la República Islámica decidió ayer pedir ayuda al FMI.
El titular del Banco Central iraní, Abdolnaser Hemmati, informó que pidió formalmente un préstamos de 5.000 millones de dólares del fondo de 50.000 millones que el FMI anunció la semana pasada para ayudar a bajas tasas o tasas cero a países pobres o en vías de desarrollado que necesiten asistencia para combatir la pandemia del coronavirus.

Bolsonaro.
El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, apareció ayer con un barbijo en la transmisión en vivo que todos los jueves hace por Facebook, y confirmó que se hizo el análisis para determinar si contrajo coronavirus. «En las próximas hora debe salir el resultado», dijo Bolsonaro al lado del ministro de Salud, Luiz Mandetta, y una intérprete para sordomudos, ambos también con barbijo. El presidente se hizo un examen para determinar si tiene coronavirus y el resultado estará listo hoy, completó el ministro Mandetta.
Bolsonaro explicó que usa la mascarilla o tapaboca porque su secretario de Comunicación, Fabio Wajngarten, contrajo coronavirus durante el viaje que realizó entre el viernes y martes pasados a Miami con la comitiva presidencial, en la cual hubo una cena con el presidente Donald Trump. «Todos los que estábamos en el vuelo de vuelta hicimos los exámenes, que estarán en las próximas horas», afirmó Bolsonaro.
Bolsonaro pidió a sus seguidores cancelar debido a la pandemia las protestas para el próximo domingo contra el Congreso y la Corte Suprema, supuestamente por impedir el avance del Poder Ejecutivo en las políticas públicas.

Campaña suspendida.
En tanto, el gobierno interino de Bolivia decidió ayer la suspensión de concentraciones masivas a raíz del coronavirus, decisión a la que se plegaron el Movimiento al Socialismo (MAS) y cinco frentes políticos más que suspendieron sus actos de campaña electoral para los comicios presidenciales del 3 de mayo, fecha ratificada por el Superior Tribunal Electoral (STE).
«Se prohíbe la realización de eventos públicos masivos de más de 1.000 personas tales como conciertos de música, eventos culturales religiosos, deportivos y otros similares», determinó la presidenta de facto de Jeanine Áñez en la reunión de gabinete de ministros. Tras en encuentro también se anunció la suspensión de clases hasta el 31 de marzo en todo el país, y los vuelos desde y hacia Europa desde las 0 horas del sábado. El gobierno había declarado el miércoles la emergencia nacional, luego que se confirmasen los dos primeros casos de coronavirus en Bolivia. (Télam)