Inicio El Mundo Más de un millón de contagios

Más de un millón de contagios

LA CURVA SE DISPARA EN ESTADOS UNIDOS, BRASIL Y ECUADOR

La pandemia infectó a más de un millón de personas y superó las 52 mil víctimas fatales, reveló la Universidad Johns Hopkins. Las curvas de contagio lucen más estables en España e Italia mientras se observa un marcado ascenso en el continente Americano, donde Estados Unidos atraviesa la situación más complicada.
Poco antes de que el contador de Johns Hopkins superara el millón, el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, había pronosticado esa cifra, advirtiendo que mientras algunos se enfocan en los efectos económicos y sociales sobre países ricos, «en las regiones más pobres los efectos pueden ser aún más graves y duraderos». Por eso, exigió que «los gobiernos desarrollen una red social para que las personas más vulnerables accedan a alimentos y materiales esenciales».

Baja la curva.
Como hace semanas en China, la curva de contagios parece haber empezado a achatarse en Italia y España, principales focos de Europa. En Italia hay más de 115.000 infectados, pero sigue bajando la cifra diaria de contagios y aunque siguen sumando fallecimientos (casi 14.000), empieza a evaluarse una etapa «de convivencia con el virus». «Estamos programando una nueva fase de esta emergencia, aflojando algunas medidas y aprendiendo a convivir con el virus», afirmó el primer ministro Giuseppe Conte.
En España, los contagios crecen a un ritmo de 8%, lejos de los picos de 20% alcanzados la semana pasada. Una señal de optimismo, aunque el país conoció otra cifra más preocupante: en marzo se perdieron 800 mil puestos de trabajo y ya hay 3,5 millones de desocupados.
Pero no toda Europa alcanzó el pico de transmisión. En Francia, la curva sigue creciendo: hay casi 60.000 contagios y 5.300 muertos cifra revelada por primera vez desde el gobierno. No obstante, estas cifras no incluyen los 14.638 casos o «posibles casos detectados» en residencias para adultos mayores, y podrían dispararse por que muchos geriátricos (hay casi 11 mil) no informaron sus datos.
Dramas similares pero con cifras menores se viven en Bélgica, Alemania, Países Bajos y Portugal, entre otros. Por eso, y pese a la falta de consenso en la cumbre de la Unión Europea (UE), la Comisión Europea propuso movilizar 3.000 millones de euros del presupuesto regional para apoyar al sector sanitario de los miembros que pelean para frenar la pandemia.
Reino Unido, ya fuera de la UE, se encuentra igual que sus vecinos. El gobierno británico informó que 569 pacientes murieron ayer de coronavirus, nuevo récord que elevó los fallecimientos a casi 3.000.

Avance en América.
Igual de preocupados están en Estados Unidos, principal foco del mundo con más de 238.000 casos. Las muertes ya son más de 5.700 y el Covid-19 se convirtió en la tercera causa de decesos en el país: por ahora, el virus mata en promedio a 748 personas por día, cifra sólo superada por enfermedades cardiovasculares (1.774 muertos diarios) y el cáncer (1.641).
En Latinoamérica, los escenarios más preocupantes son Brasil y Ecuador. En el primero, los muertos llegan a 300 y los infectados son casi 8.000. Esto implica una curva de contagio muy empinada, en parte impulsada por la pelea política entre el presidente Jair Bolsonaro y los gobernadores. El Ministerio de Salud resolvió ayer convocar a decenas de miles de especialistas vinculados a la salud, una suerte de ejército de reserva que se activará cuando colapse el sistema.
En Ecuador, la escasa gestión de los gobiernos nacional y provinciales, se hace evidente con el paso de los días, mientras crecen contagios y fallecimientos (3.302 y 120, respectivamente). Ecuador es el país con más infectados y muertos en Sudamérica. El presidente Lenin Moreno informó que la provincia de Guayas, epicentro de la pandemia en el país, podría registrar hasta 3.500 víctimas fatales, mientras crecen frenéticamente los casos en Guayaquil, la ciudad más rica del país: los hospitales ya no tienen camas ni las morgues capacidad para albergar los cuerpos que esperan en casas, calles, camiones, hospitales y clínica.

Siete casos en el Vaticano
El séptimo caso de coronavirus y la prórroga de la feria judicial fueron las novedades de ayer en el Vaticano, donde el papa Francisco reclamó «cercanía» con los sin techo en «días de dolor y tristeza». El nuevo contagiado es un hombre que permanecía aislado porque su esposa, empleada en un hospital romano, fue diagnosticada con Covid-19, informó el vocero Matteo Bruni. De los siete afectados, sólo uno reside en el Vaticano; otros cinco trabajan en distintas oficinas y el sexto resulta un sin techo que habían cobijado en un refugio.