Inicio El Mundo "Chile despierta": más de un millón de personas en Plaza Italia

«Chile despierta»: más de un millón de personas en Plaza Italia

Una multitud reclamó en Santiago de Chile el retiro de los militares de las calles y la puesta en marcha de un plan consistente que mejore la situación social del país. «La marcha más grande de Chile» fue denominada la movilización en donde más de un millón de personas se concentraron en la céntrica Plaza Italia para expresar su descontento «contra la precarización de la vida y el abuso».

La convocatoria fue lanzada a través de las redes sociales en el octavo día desde el inicio de la rebelión popular que hasta hoy había dejado 19 muertos, cientos de heridos -muchos de ellos de bala- y más de 2.000 heridos, a causa de actos vandálicos o como consecuencia de la extrema represión de Carabineros o militares. Se trata de uno de los mayores estallidos sociales de Chile para exigir reformas al sistema económico.

La plataforma Unidad Social informó que la movilización fue convocada para que los militares se retiren de las calles y se pongan en marcha medidas para mejorar la situación de los sectores más vulnerables de la población. Se trata de una de las marchas más multitudinarias de Chile. Según el diario local La Tercera, «en esta ocasión, uno de cada cinco habitantes del Gran Santiago salió a protestar».

El momento histórico se replicó en regiones. Rancagua, Puerto Montt y Valdivia también destacaron por la gran participación. En Valparaíso, miles de personas protestaron, e incluso durante la tarde llegaron al Congreso, lo que obligó a evacuar a los parlamentarios.

Si bien la marcha se desarrolló en paz, al momento de la desconcentración, se registraron algunos incidentes cuando las fuerzas de seguridad reprimieron con gases lacrimógenos y balas de goma.

“No estamos en guerra”, llevaba como lema una gran bandera de Chile, en respuesta a la frase que pronunció días atrás el mandatario de la República, Sebastián Piñera, cuando justificó su decisión de sacar a las calles a todas las fuerzas militares para hacer frente al descontento del pueblo. Asimismo, los principales organismos de Derechos Humanos del país denunciaron diversos casos de violación a los derechos humanos ocurridos durante las detenciones de ciudadanos.

«Chile necesitaba esto», dicen los manifestantes

El nacimiento de un nuevo «pacto social» es la esperanza de muchos de los chilenos que hoy participaron de la manifestación de cerca de un millón de personas en Santiago.

«Los cambios requieren convulsiones a veces y creo que esto va para bien. Chile necesitaba esto», dijo Alejandro, quien llegó a la Plaza Italia de Providencia para sumar su voz a las demandas populares.

«Este es un hecho inédito en democracia. Esperamos que esto derive efectivamente en un cambio de modelo de desarrollo y en el tipo de relaciones sociales que tenemos en Chile», puntualizó.

Preguntado sobre si, como muchos otros, reclama la renuncia del presiente Sebastián Piñera, Alejandro respondió que no sabe cuál será la salida política, pero remarcó que es necesario «un nuevo pacto social que implique una reformulación drástica del modelo económico y mayores niveles de inclusión, igualdad y justicia».

Otro joven que estaba en la manifestación con su familia, compuesta entre otros por una hija de dos años, se mostró emocionado por la multitud y aseguró que nunca había visto antes «tanta gente en La Alameda».

Una mujer, parada junto a un hombre que llevaba un cartel con la leyanda «yo no tengo miedo a morir, tengo miedo a jubilarme», calificó ala demostración de «maravillosa» y destacó el carácter «transversal» de la manifestación.

«Esto representa a la mayoría de los chilenos», aseguró.

Todos los consultados destacaron el carácter pacífico del acto popular, pese a algunos disturbios reportados a la hora de la desconcentración, a la vez que rechazaron los actos de violencia y la dureza de la represión en los ocho días contados desde el inicio del estallido social. (Télam)