Nuevo récord de desplazados

LA ONU PIDE POR LOS REFUGIADOS

El titular de Naciones Unidas, António Guterres, solicitó a la comunidad internacional garantizar la protección de los refugiados, un día después de que el organismo de la ONU para los refugiados (Acnur) anunciara un nuevo récord de 68,5 millones de desplazados forzados, más de la mitad de ellos menores.
“Preocupa profundamente que cada vez haya más refugiados desprovistos de la protección que necesitan y a la que tienen derecho”, se lamentó el secretario general Guterres en un mensaje con motivo del Día Mundial de los Refugiados.
Para el diplomático portugués, que entre 2005 y 2015 presidió la Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (Acnur), un mundo con más de 68 millones de personas refugiadas o desplazadas internas necesita de “unidad y solidaridad”.
“Si no estamos unidos, fracasaremos”, subrayó Guterres, quien recordó que mientras haya guerras y persecución habrá refugiados.
El papa Francisco también instó a ayudar a los refugiados, en un mensaje publicado en su cuenta de Twitter. “Encontramos a Jesús en el pobre, el descartado, el refugiado. ¡No dejemos que el miedo nos impida acoger al prójimo necesitado!”, escribió el pontífice, quien subrayó que “salvar la vida de alguien que huye de la guerra y la pobreza es un acto de humanidad”.

Récord.
Un total de 68,5 millones de personas en el mundo se vieron desplazadas forzosamente por conflictos armados, crisis, violencia generalizada o persecución en 2017, según el informe anual “Tendencias Globales” presentado el martes por Acnur. Un nueva cifra récord, en aumento por quinto año consecutivo, que supone un incremento de 4,6% con respecto a 2016.
“Este número es el resultado de guerras prolongadas, la falta de solución para las crisis que aún continúan, la presión continua sobre civiles en países con conflictos que les obligan a abandonar sus hogares y de crisis nuevas o agravadas como la de los rohinyas de Myanmar o la que experimenta Venezuela”, dijo ayer en una conferencia de prensa el titular de Acnur, Filippo Grandi.
El número total está compuesto por 25,4 millones de refugiados -aquellos obligados a abandonar su país y vivir bajo protección internacional-, 40 millones de desplazados internos y 3,1 millones de solicitantes de asilo, según detalló el documento.
Al igual que en años anteriores, Grandi precisó que 85% del total de desplazados forzados se encuentran en países en vías de desarrollo o de ingresos medios.
“Algunas personas creen que la crisis de refugiados es una crisis de los países ricos. Ese no es el caso”, subrayó.
Otro dato llamativo que arrojó el informe es que 53% de los desplazados son menores, muchos de ellos no acompañados o separados de sus familias. Se trata de una cifra récord que no se había alcanzado desde la Segunda Guerra Mundial, según confirmó el organismo de la ONU para la Infancia (Unicef).

Diez países.
Grandi precisó, además, que el 70% de los desplazados forzosos proceden sólo de 10 países.
La lista de países con mayor número de desplazados forzados está encabezada, como en años anteriores, por Siria, con un total de 12,6 millones.
El listado lo completan Colombia (7,9 millones), República Democrática del Congo (5,1 millones), Afganistán (4,8 millones), Sudán del Sur (4,4 millones), Irak (3,8 millones), Somalia (3,2 millones), Sudán (2,7 millones), Yemen (2,1 millones), Nigeria (2 millones) y Ucrania (2 millones). (Télam)