Rajoy sin opciones de reelección

ESPAÑA: EL PARTIDO SOCIALISTA LE DA LA ESPALDA AL PRESIDENTE DE GOBIERNO

El presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, no tiene opciones de ser reelecto después de que el Partido Socialista anunciara ayer que votará “no” a su investidura, lo que encamina a España hacia unas difíciles negociaciones y a un escenario con opciones inviables, incluida la de un gobierno progresista alternativo.
El día después de unos comicios históricos que pusieron fin a la hegemonía bipartidista y dejaron un parlamento más plural, los partidos comenzaron a aclarar sus posiciones marcando el terreno para los futuros pactos que deberían desembocar en la formación de un nuevo gobierno y que, en caso de fracasar, llevarán a España a repetir las elecciones.
Tras obtener la victoria con un 28,7% de los votos y 123 diputados, quedando muy lejos de la mayoría absoluta de 186 escaños que ostentaba desde 2011, Rajoy aseguró que intentaría formar gobierno “con apoyos parlamentarios”.
La aritmética arroja de entrada un panorama muy complejo, puesto que ni siquiera sumando al partido de Albert Rivera, Ciudadanos, posible aliado liberal que sumó 40 escaños, el Jefe del Ejecutivo lograría los votos suficientes como para superar la investidura con mayoría absoluta (176 escaños) en la primera votación.
En el segundo intento, 48 horas después, necesita la mayoría simple de los 350 diputados de la Cámara, es decir, más votos a favor que en contra. Algo que actualmente tampoco tiene posibilidades de conseguir.

Sin investidura.
Al valorar los resultados, Rivera ratificó que no apoyaría la investidura de Rajoy ni del líder socialista Pedro Sánchez, y que se abstendría para que el PP gobernara en minoría si eso suponía evitar elecciones anticipadas. “Necesitamos saber si el PSOE está por poner en marcha la legislatura o bloquearla, para llevarnos a nuevas elecciones”, lanzó Rivera.
Pero el secretario de Organización del PSOE, César Luena, ya había despejado la incógnita anunciado que su partido votaría “no” a la investidura de Rajoy. “Lo que tenemos claro es que rechazaremos la investidura de Rajoy”, dijo el “número dos” de Pedro Sánchez.
“Al que le toca formar gobierno es al PP y el PSOE va a ser responsable siempre”, subrayó, insistiendo en que no apoyarían al actual presidente. Esto no cierra la puerta a la posibilidad de abstenerse si Rajoy se baja y en su lugar presentan otra candidatura.
El PP negó esa posibilidad cuando en plena campaña el líder de Podemos, Pablo Iglesias, advirtió de lo que llamó “Operación Menina”, que especulaba con que los conservadores tenía un “plan B” para investir a la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, con los votos de Ciudadanos en caso de que Rajoy tuviera problemas para seguir.
Rajoy lo volvió a descartar ayer al afirmar “no lo planteó nadie” en el PP, y que él no sólo no dará un paso al costado sino que optará por renovar su liderazgo. (Télam)