Theresa May se reunió con Merkel

La primera ministra del Reino Unido, Theresa May, se reunió ayer por primera vez con la canciller alemana, Angela Merkel, en Berlín, ratificó la decisión de abandonar la Unión Europea (UE) tomada en las urnas por la mayoría de los británicos y se comprometió a iniciar ese trámite antes de fin de año.
En su primera visita al extranjero desde que asumió el cargo, May reiteró que “Brexit significa Brexit”, pero pidió tiempo para preparar las negociaciones con sus socios europeos y tener “claros” sus objetivos en el proceso de salida de la UE, según una conferencia de prensa.
A su lado, la canciller alemana agregó que “es absolutamente comprensible” que el gobierno del Reino Unido precise “ese tiempo” y pidió que Londres se siente, eventualmente a negociar con el resto de la UE “con unas posiciones bien definidas”
Pese a las tensiones que desataron entre Londres y sus socios europeos la victoria del Brexit y la designación de un dirigente nacionalista y políticamente incorrecto, Boris Johnson, como ministro de Relaciones Exteriores, Merkel se mostró muy diplomática y destacó que Reino Unido “seguirá siendo una parte de Europa”.
May, por su parte, le devolvió la gentileza y aseguró que el Brexit no significa “alejarse de los socios europeos” y garantizó a su anfitriona que su país observará, mientras sea miembro de la UE, todos sus “derechos y obligaciones”.
Según los estatutos de la UE, el proceso para abandonar el bloque puede durar hasta dos años desde que el país miembro activa su salida.
Este fue el primer encuentro entre las dos líderes, quienes en los últimos días fueron largamente comparadas por medios de Europa y del resto del mundo.
Ambas lideran partidos conservadores; ambas rondan los 60 años; no tienen hijos y ambas crecieron en un hogar con un padre consagrado a la Iglesia.
Merkel, con diez años en la Cancillería alemana, había invitado a May la semana pasada, casi inmediatamente después de asumir el cargo de primera ministra británica con el principal objetivo de preparar y ejecutar la salida del país de la UE, una decisión que la ciudadanía de su país tomó en las urnas el 23 de junio pasado. (Télam)

Compartir