Inicio El Mundo Trump no estará en asunción de Biden

Trump no estará en asunción de Biden

CONGRESO DE ESTADOS UNIDOS AVANZA CON JUICIO POLITICO

«A todos los que me preguntaron, no iré a la asunción el 20 de enero» publicó en su cuenta de Twitter el presidente de Estados Unidos. «Es bueno que no se presente. Resulta una de las pocas cosas en las que él y yo coincidimos», respondió Biden durante una conferencia de prensa. «Superó incluso mis peores conceptos sobre él. Ha sido una vergüenza para el país y para todo el mundo, no es digno de ocupar ese cargo. Es uno de los presidentes más incompetentes de la historia de Estados Unidos», añadió.
Criticado por su rol en el inédito y violento asalto al Capitolio y tras prometer una transición «ordenada», Trump admitió por primera vez que no cumplirá un segundo mandato, aunque sin felicitar ni mencionar el triunfo de su rival en las urnas. La ausencia de Trump en la asunción lo convertirá en el primer presidente saliente en no pasarle el mando a su sucesor desde 1869. El último que no asistió a la asunción de su sucesor fue Andrew Johnson, primer mandatario enjuiciado por un impeachment, del que finalmente fue absuelto por el Senado. Otros dos presidentes que evadieron la ceremonia de sucesión fueron John Adams (1801) y John Quincy Adams (1829).

Renuncia, juicio o enmienda.
El asalto al edificio del Congreso en Washington encendió luces de alarma respecto a la capacidad del gobierno para garantizar la seguridad del acto, que tendrá un acceso restringido debido a la pandemia. Los incidentes protagonizados por seguidores de Trump dejaron cinco muertos y reactivaron la idea de un juicio político para remover al mandatario pocos días antes de que entregue el mando.
Al menos tres diputados demócratas presentarán el lunes un proyecto de impeachment y la Cámara de Representantes podría votar así sobre su destitución durante la semana. Según la cadena CNN, al menos 131 legisladores respaldarían la iniciativa y la presidenta de la cámara, Nancy Pelosi, advirtió que el Congreso adoptará «medidas» si Trump no renuncia voluntariamente.
«Si Pelosi impulsa el juicio político en los últimos días de su presidencia, hará más daño que bien. Espero que el presidente electo vea el daño que provocaría esa acción» respondió el senador republicano Lindsey Graham. «Cualquier intento de acusar al presidente Trump no solo sería infructuoso en el Senado, sentaría un precedente peligroso para el futuro de la presidencia», agregó.
Una tercera opción para removerlo es mediante la enmienda constitucional 25, aunque solo puede activarla el vicepresidente Mike Pence, contrario a avanzar en este camino. Según el artículo cuatro de la enmienda, cuando el vicepresidente y una mayoría de los principales funcionarios del Poder Ejecutivo o de otro cuerpo como el Congreso transmiten al presidente pro tempore del Senado y al titular de la Cámara de Representantes una declaración escrita definiendo que el presidente no está en condiciones de ejercer su cargo, «el vicepresidente asumirá de inmediato como presidente interino».

Quinta víctima.
Las banderas del Capitolio fueron izadas a media asta tras el fallecimiento de un policía que elevó a cinco los muertos en el asalto al edificio. El policía Brian Sicknick (42 años) fue golpeado en la cabeza con un extintor mientras enfrentaba a los vándalos que irrumpieron en el recinto y oficinas de legisladores.
Una veterana de la Fuerza Aérea y ferviente partidaria de Trump murió por disparos de un policía del Capitolio dentro del edificio y envuelta en una bandera de Trump. Otros tres manifestantes murieron en los alrededores del Capitolio por «emergencias médicas»: dos hombres por ataques cardíacos y una mujer por lesiones sufridas tras ser arrollada por la multitud.
La Justicia federal imputó a 15 personas por la violencia en el Capitolio y arrestó a medio centenar de manifestantes, entre ellos al que fue fotografiado dentro de la oficina de Pelosi.
(Télam)

Escondan el botón rojo
«Hablé con el presidente del Estado Mayor Conjunto, Mark Milley, con el fin de evaluar las precauciones disponibles para evitar que un presidente inestable inicie hostilidades militares o acceda a códigos de lanzamiento y ordene un ataque nuclear», informó Nancy Pelosi en un comunicado. «La situación con este presidente desequilibrado no podría ser más peligrosa» agregó. Según la cadena CNN, el militar otorgó garantías de que existen mecanismos de seguridad en caso de que el presidente pretenda lanzar un misil nuclear.