Inicio El Pais Autoservicios y almacenes, los más golpeados por la recesión

Autoservicios y almacenes, los más golpeados por la recesión

Si bien todos los canales y formatos comerciales fueron muy golpeados por la recesión, el impacto mayor fue sufrido por los autoservicios chinos y los almacenes de barrio, según un sondeo privado.

Los consumidores están priorizando las compras en las grandes cadenas de supermercados, de acuerdo con un relevamiento de la consultora Scanntech. En septiembre las ventas de los productos que integran la canasta básica (alimentos, bebidas, artículos de tocador y de limpieza) en el canal autoservicios cayó 15%, la mayor baja del año.

El derrumbe en la demanda en este canal contrasta con el desempeño de los supermercados en el último mes. A partir de la iniciativa oficial para reducir a cero la alícuota del IVA para trece familias de productos de primerísima necesidad (aceites, pastas, leche), en septiembre la demanda en las grandes cadenas se contrajo 2,6% interanual, según el índice Scantrack Express, de la consultora Nielsen.

La brecha entre la caída de la demanda en los autoservicios chinos y los supermercados se explica básicamente por la menor presión impositiva sobre algunos alimentos. En septiembre las categorías en las que se sintió con más fuerza la reducción del IVA tuvieron un comportamiento positivo en los supermercados.

El rubro almacén cerró con una suba del 2,7% en las ventas, aunque este efecto se vio compensado por las caídas en el resto de las categorías: bebidas (-2,9%), cosmética y tocador (-0,9%), frescos, lácteos y congelados (-8,4%) y artículos de limpieza (-7,5 por ciento). Los autoservicios chinos fueron muy golpeado por la devaluación post elecciones PASO y agosto había cerrado con una baja del 12% en las ventas.

La caída se profundizó en septiembre (-15%), con algunos rubros con caídas especialmente sensibles, como alimentos congelados (16,7%) y lácteos (-16%).
En precios, los autoservicios acumulan en los últimos doce meses una suba del promedio del 54,3%, en línea con la inflación general que ronda el 55%.

La familia de productos de cuidado personal es la que encabeza las subas con un alza del 61,4%, seguido por limpieza (60,4%) y alimentos (58,7%), mientras que bebidas fue la única que tuvo una suba por debajo de la inflación (40,5%). (NA)