Inicio El Pais Bonadio elevó a juicio la causa de los "cuadernos"

Bonadio elevó a juicio la causa de los «cuadernos»

MAXIMO KIRCHNER Y "WADO" DE PEDRO FUERON SOBRESEIDOS

El juez federal Claudio Bonadio elevó a juicio oral la causa de los cuadernos, el polémico expediente que maneja a placer desde hace más de un año y que tiene entre sus imputados a la ex presidente Cristina Fernández, a ex funcionarios de su gobierno y a empresarios vinculados con la obra pública.
A través de una resolución difundida ayer, el juez insistió con su pedido de desafuero de la senadora y actual candidata a vicepresidenta por el Frente de Todos «con el fin de cumplir con la prisión preventiva» dispuesta en este expediente y confirmada en segunda instancia.

Causa.
La causa tiene un origen extraño: comenzó cuando un periodista de La Nación acercó al fiscal Carlos Stornelli las fotocopias de los cuadernos de Oscar Centeno, chofer de Roberto Barata, el segundo de Julio De Vido en el Ministerio de Planificación y Obras Públicas. Los originales de los cuadernos nunca se encontraron y los principales cuestionamiento recayeron sobre la forma en que llevaron la investigación Bonadio y Stornelli, involucrado por un falso abogado en una red de extorsión.
Uno de los puntos más polémicos es que en la causa hay una treintena de arrepentidos pero o se realizo ningún registro audiovisual de eso para su evaluación posterior, como lo establece la ley.

Sobreseimientos.
Entre las personas que deberán sentarse en el banquillo de los acusados por este expediente y dos de sus derivaciones se cuentan el propio Baratta, hoy detenido al igual que De Vido, como así también el ex secretario de Obras Públicas José López y Claudio Uberti, ex titular del Órgano de Control de Concesiones Viales (Occovi). A ellos se suman, entre otros, el ex titular de la Cámara de la Construcción Carlos Wagner y los empresarios Enrique Pescarmona, Aldo Benito Roggio, Eduardo Eurnekian, Alberto Taselli, Alejandro Pedro Ivanissevich, Hugo Dragnetti y el primo del presidente Mauricio Macri, Angelo Calcaterra, entre otros.
El juez también resolvió sobreseer a los empresarios por el delito de asociación ilícita, y sólo deberán responder como acusados por cohecho activo. Asimismo, sobreseyó de la acusación a los integrantes de La Cámpora Eduardo «Wado» de Pedro, Andrés Larroque, Máximo Kirchner, Julián Álvarez, y al empresario Sergio Szpolski.

Sin excarcelación.
En tanto, Bonadio le negó ayer la excarcelación al empresario Cristóbal López en el marco de esta misma causa y en otra por presunto lavado de dinero, por lo que seguirá preso. Así lo confirmaron fuentes judiciales, luego de que el magistrado rechazara los dos pedidos que hizo el empresario, en la misma jornada en que fueron presentados, ya que tenía 24 horas para responder.
Las presentaciones de López tuvieron lugar luego de que este jueves recibiera la excarcelación en la causa que investiga la supuesta defraudación a la administración pública por el no pago de 8 mil millones de pesos en concepto de impuestos de parte de su empresa Oil Combustibles.
Con este rechazo de Bonadio, el empresario seguirá detenido con prisión preventiva en el marco de una investigación que se desprendió del expediente original de la causa de los «cuadernos», investigación que quedó cerrada ayer con la elevación a juicio. (Tiempoar.com.ar/NA)

Caserio rechazó el desafuero
El jefe del bloque de senadores del PJ, Carlos Caserio, confirmó ayer que esa bancada «no le va a dar curso» al pedido de desafuero de la ex presidenta Cristina Kirchner con el que insistió el juez Claudio Bonadio, y consideró que «es una cosa absolutamente innecesaria e injusta». «La postura del bloque es mantener el criterio de siempre y es unánime», indicó el senador nacional por Córdoba, en referencia al argumento de que debe haber condena firme para que la Cámara alta avance con el desafuero de uno de sus miembros.
De esta manera, Caserio ratificó la doctrina que durante años sostuvo el ex jefe de bancada y actual candidato a vicepresidente de Juntos por el Cambio, Miguel Pichetto, quien rechazó el desafuero aún cuando quedó enfrentado a Cristina Kirchner. «Todos pensamos que es una cosa absolutamente innecesaria e injusta, por lo tanto no le vamos a dar curso y seguimos pensando igual que siempre», remarcó el presidente del bloque Justicialista.
El juez Bonadio insistió ayer en el pedido de desafuero de la actual candidata a vicepresidenta por el Frente de Todos, al elevar a juicio oral y público la llamada «causa de los cuadernos» y señalar que tiene un pedido de prisión preventiva «fatalmente firme» por haber sido confirmada en instancias superiores. Sin embargo, además del hecho de que el bloque del PJ está totalmente alineado con la fórmula presidencial de Alberto Fernández y Cristina Kirchner, la herramienta de la prisión preventiva es frecuentemente criticada por los senadores de los distintos sectores peronistas. Por ello es doblemente difícil que el argumento del juez federal, pueda modificar el escenario en el Senado. (NA)