Inicio El Pais Buscarán acelerar acuerdo con el FMI

Buscarán acelerar acuerdo con el FMI

ARGENTINA NO CANCELO EL VENCIMIENTO CON EL CLUB DE PARIS

Argentina no pagó ayer un vencimiento por unos 2.500 millones de dólares con el Club de París y ahora se abre un período de 60 días antes de declarar la cesación de pagos formal. El ministro de Economía, Martín Guzmán, aprovechará ese plazo para avanzar en la negociación con el FMI, condición impuesta por los países que integran el Club de París para analizar una postergación de vencimientos. Según fuentes oficiales, el plazo de dos meses se activó automáticamente.
El país debía cancelar ayer 2.248 millones de capital y 237 millones de intereses, unos 2485 millones de dólares en total. Desde el Palacio de Hacienda anunciaron que «siguen los contactos técnicos» entre las partes y una discusión clave es la pretensión argentina de no pagar esos intereses.
En mayo del 2019, el gobierno de Mauricio Macri realizó un pago parcial de la deuda, lo que gatilló automáticamente intereses punitorios del 9% en dólares por no realizar el pago total, informó el Ministerio de Economía. Un año después, la gestión de Alberto Fernández obtuvo un plazo adicional de un año, que venció ayer. Ahora parte de la negociación se enfoca en el recamo argentino de evitar el pago de esos dos años de intereses, que significaría un ahorro de 500 millones de dólares.

Meta de la gira.
El gobierno espera alcanzar un acuerdo con apoyo de las principales naciones europeas, como Alemania y Francia, a partir de los contactos mantenidos por el ministro Guzmán y el propio presidente, durante su reciente gira por países europeos. El presidente de Francia, Emmanuel Macron, y la canciller alemana Angela Merkel, se mostraron a favor de alcanzar un acuerdo, aunque el Club de París nunca se pronunció formalmente. En los mercados sostienen que será decisivo el rol de Estados Unidos y también recomiendan al gobierno aceitar más el diálogo con Joe Biden.
Mientras tanto, Guzmán continuará las conversaciones con el FMI para intentar arribar a una renegociación de pagos, un requisito imprescindible que podría estimular al Club de París para seguir el mismo camino. El Gobierno es optimista y mantiene su convicción de poder llegar a un acuerdo, aunque algunos especialistas financieros advierten el camino será complejo, porque en el mundo se mantiene la incertidumbre en torno al futuro de a economía argentina.
Guzmán ya le pidió al Club de París una reprogramación de los pagos y que reduzca las tasas, sin sufrir intereses punitorios. En 2019 se hizo un desembolso parcial, provocando un recargo automático recargo del 9%. Y ahora se posterga la totalidad del vencimiento. Si Argentina fuera declarado en cesación de pagos, habría penalidades extra por 2.000 millones de dólares.
«Argentina tiene que entrar en negociaciones serias, no completarlas, pero negociar un programa con el Fondo», consideró Claudio Loser, ex director para el Hemisferio Occidental del FMI. El organismo requiere números y proyecciones sobre las finanzas, la política cambiaria, monetaria y un plan viable para reducir el déficit fiscal. Según Loser, el FMI también exige un análisis de sostenibilidad de deuda pública, para que sus técnicos puedan analizar flujos de caja, vencimientos y condiciones de repago.
Para el ex secretario de Finanzas Daniel Marx, los acreedores también pretenden mayores detalles sobre el acuerdo que pretende alcanzar con el FMI y formalizar el pedido de convocatoria al Artículo IV del estatuto del organismo, que incluye la responsabilidad de «vigilancia». (NA)