Deja la política el dirigente que le dio la “pata radical” a Macri

SANZ NO SERA MINISTRO

El presidente del comité nacional de la Unión Cívica Radical (UCR), Ernesto Sanz, anunció ayer que no va a ocupar “ningún lugar ni en el gobierno” de Mauricio Macri ni en su partido por cuestiones personales, y afirmó que “se abre una nueva etapa” en el país, en la que el radicalismo ha “recuperado la condición de partido de gobierno, que es mucho más que compartir un gabinete”.
La decisión de Sanz fue comunicada ayer a través de una carta que compartió por las redes sociales, y había sido adelantada minutos antes por el presidente electo en la conferencia de prensa que brindó en la Usina del Arte.
“Me lo comunicó hace algunos días y me causó mucha tristeza, pero se debe a cuestiones personales”, explicó en la rueda de prensa Macri, quien le había ofrecido a Sanz ocupar la titularidad del Ministerio de Justicia.
En una carta que tituló “Una nueva etapa para el país, para la UCR y para mi vida personal”, Sanz dijo que -tras el balotaje- “se abre una nueva etapa en la Argentina, apasionante, desafiante, llena de esperanzas y también de ansiedades” y aseveró que Macri “será el catalizador de un cambio positivo, no tan solo de rumbo hacia el progreso y desarrollo, sino un cambio más profundo y más intenso”.
Para Sanz, se abre también una “nueva etapa” para el radicalismo, que “tiene derecho a festejar y a sentirse protagonista de esta hora especial” y recuperó ahora la “condición de partido de gobierno que es mucho más que compartir un gabinete”.
“Cambiemos está lo suficientemente maduro como frente de gobierno para hacerse cargo de ese desafío, y los radicales aportaremos todo lo que somos y tenemos para ese fin”, indicó el titular del radicalismo. (Télam)