Detuvieron a ex secretarios

CUADERNOS: DECLARARON DE PEDRO Y OTTAVIS

Por orden del juez federal Claudio Bonadio, dos ex secretarios privados de la ex presidenta Cristina Fernández fueron detenidos ayer en Santa Cruz, en el marco de la causa en la que se investiga el presunto pago de sobornos en la obra pública.
Se trata de Julio Álvarez y Víctor Fabián Gutiérrez, quienes fueron arrestados en la madrugada de ayer en Río Gallegos.
En la misma jornada, Bonadio concedió las apelaciones de la mayoría de los procesados, entre ellas la ex mandataria, y también les tomó declaración indagatoria a Eduardo “Wado” De Pedro y a José Ottavis, quienes negaron haber participado en la cadena de recaudaciones ilegales.
Tras ser detenidos, Álvarez y Gutiérrez se encontraban incomunicados en la sede de Policía Federal de la capital santacruceña, a la espera de ser trasladados a los tribunales federales de Comodoro Py para prestar declaración indagatoria.
Los ex secretarios de Cristina fueron mencionados por el ex secretario de Obras Públicas José López en su última declaración como imputado colaborador del caso.
Álvarez fue detenido a la 1.10 en la casa de sus padres, ubicada en el Barrio 366 Viviendas, mientras que Gutiérrez fue apresado en un hotel de su propiedad, ubicado en la avenida Néstor Kirchner 1302, y poco después pidió la excarcelación a través de su abogado Martín Magram.
En la causa, Bonadio también dispuso las detenciones de Raúl Copetti, señalado recaudador de los Kirchner, Roberto Sosa y Ricardo Barreiro, este último “jardinero” de la familia.
Las tres detenciones fueron pedidas a la Policía Federal y estaba previsto que se llevaran adelante en las próximas horas.
En la causa, consta la declaración del piloto del avión presidencial de los Kirchner, Sergio “Potro” Velásquez, quien aseguró que Daniel Muñoz, ex secretario de Néstor Kirchner ya fallecido, llevó valijas con dinero al sur en el avión presidencial, que luego volvían vacías a Buenos Aires.

Thomas.
Por otra parte, Bonadio dictó el procesamiento del ex director del Ente Binacional Yacyretá, Oscar Thomas, por el delito de “asociación ilícita”. Sobre Thomas, quien estuvo más de un mes prófugo en la causa de los cuadernos antes de ser apresado, el magistrado impuso un embargo de 4.000 millones de pesos.

De Pedro y Ottavis
El miércoles en audiencia indagatoria, el diputado provincial José Ottavis dijo que no conocía el origen de los fondos que recibió para financiar su campaña electoral en 2013 y que el dinero se lo entregó el fallecido Juan Carlos “Chueco” Mazzon, entonces recaudador del kirchnerismo.
La indagatoria de Ottavis se suscitó a partir de la documentación encontrada en la casa de Martín Larraburu, entonces secretario del jefe de Gabinete Juan Manuel Abal Medina, respecto a la distribución de fondos a dirigentes kirchneristas.
También se presentó el diputado nacional y ex secretario general de la Presidencia Eduardo De Pedro, quien había sido citado a partir de la declaración de José López.
“Dadas las extrañas e inéditas características de este proceso judicial, bastaría con que mi descargo contenga, simplemente, la escueta referencia a que no intervine en ningún hecho delictivo y que, por ello, no existe -ni existirá- un solo elemento probatorio que indique algún grado de participación en los sucesos investigados”, aseguró.

Apelaciones.
Bonadio también concedió las apelaciones de la mayoría de los 42 procesados en la causa que investiga presuntos sobornos en la obra pública, incluida Cristina Fernández, y ahora la Cámara Federal definirá sobre la situación procesal de los imputados.
Al aceptar los recursos, ahora interviene la Sala I de la Cámara Federal, que no tiene plazo para resolver, pero por haber 17 detenidos se impone la obligación de celeridad.
Bonadio desestimó la apelación que hizo el financista Ernesto Clarens contra su procesamiento, al considerarla extemporánea, por lo que su recurso no recalará en la Cámara Federal.
El magistrado rechazó también el pedido que hicieron los fiscales Carlos Stornelli y Carlos Rívolo para que fueran detenidos los empresarios procesados Alejandro Ivannisevich, Andrés Uribelarrea, Hugo Dragonetti y Hugo Eurnekian. (NA)