Inicio El Pais Detuvieron al hijo de Pappo

Detuvieron al hijo de Pappo

NAPOLITANO ESTA ACUSADO DE AMENAZAR Y ATACAR A SU PAREJA

El hijo de Norberto «Pappo» Napolitano fue detenido y acusado de amenazar de muerte, atacar a golpes y privar de libertad durante un día a su pareja, informaron fuentes judiciales. El episodio comenzó durante la tarde del 24 de mayo, en una vivienda de Benavídez (Buenos Aires) donde Luciano Emilio Napolitano convivía desde hace cuatro años con Mariel Oleiro (33), en esa localidad de Tigre.
Según la joven, le pidió las llaves para ir a comprar comida para sus mascotas y él comenzó a insultarla y agredirla. «Me ahorcó y en el sillón se me tiró encima y me puso las rodillas en el pecho. Las nenas pedían que me soltara» detalló. En su relató ante los medios agregó que logró salir al patio, pero Napolitano la persiguió, la atacó a golpes y hasta intentó atropellarla con su camioneta Volkswagen Amarok.
La víctima se refugió en el quincho de la casa. «Me dijo que me alejara de la camioneta mientras me rociaba con alcohol. Les dijo a sus hijas que suban a la camioneta, puso primera e intentó atropellarme». Finalmente, el hijo de Pappo la «encerró con llave en el quincho», donde ella habría permanecido hasta el día siguiente, cuando logró escapar y pedir auxilio al 911. «Estuve encerrada un día, me fui manejando con la poca batería que tenía (en el teléfono). Cuando me quedaba tres por ciento, llamé a la policía, abrí el alambrado y me fui», afirmó.

Detenido.
Varios policías de Benavidez llegaron a la propiedad, pusieron a resguardo a la víctima y comunicaron el hecho a la fiscalía de Violencia de Género de Tigre, a cargo de Mariela Miozzo, quien dispuso la inmediata detención de Napolitano. Los efectivos realizaron una serie de allanamientos y finalmente apresaron al acusado durante la madrugada. Tras allanar su vivienda, secuestraron un revólver calibre 38 cargado y municiones.
Según las fuentes, Napolitano no tiene permiso de tenencia ni portación del arma. Al ser indagado, dijo que hubo una discusión de pareja, que ella lo agredió a él y que el arma de fuego la heredó hace 15 años. También aclaró que se llevó las llaves de la casa pero no del quincho, que permaneció abierto y la mujer podía salir. Y advirtió que en todo momento quiso evitar la confrontación y poner a resguardo a sus hijos, según los voceros.
Cumplida la indagatoria, Miozzo dispuso que Napolitano permanezca detenido en la Comisaría 2° de General Pacheco, acusado por «lesiones leves agravadas por el vínculo y por mediar violencia de género en concurso real amenazas, privación ilegal de la libertad agravada y tenencia ilegítima de arma de guerra».

«Tercera vez».
Oleiro aseguró que ésta es la «tercera vez» que resulta agredida por su pareja y recordó que en otra oportunidad le apuntó con un revólver. «Acá en el barrio hay mucho miedo con él porque una vez salió a los tiros» dijo y explicó que Napolitano cambió de actitud tras el fallecimiento de su abuela, hace unos meses. «No tuve más cercanía con él, se refugió en una casita que tenía. Se encerró y empezó a tomar alcohol y drogas». «Lo único que quiero es paz. Temí por mi integridad. Espero que él quede en manos de la Justicia, que sabe qué hacer», finalizó.
Gabriela, ex pareja de Napolitano y madre de sus tres hijos, declaró a Telefé que radicó «incontables» denuncias contra él a raíz de las «reiteradas» agresiones físicas, económicas y psicológicas, incluyendo una oportunidad cuando la «internó en un neuro psiquiátrico».
«Fueron once años de relación y los once años muy violentos» sostuvo la mujer, que todavía disputa con Napolitano tenencia judicial de sus hijos ante la Justicia de Familia. Gabriela no se sorprendió por la denuncia de Oleiro porque sus propios hijos «ya habían contado meses atrás» ante la justicia que su padre «gritaba y maltrataba» a su novia.
(Télam)