El músico “Pity” Alvarez es intensamente buscado por el asesinato de un hombre

El músico y líder de la banda Viejas Locas, Cristian “Pity” Álvarez, es buscado intensamente por la Policía de la Ciudad por ser sospechado del asesinato de un hombre en el complejo habitacional Samoré ubicado en el barrio de Villa Lugano. Según testigos, el cantante le disparó en reiteradas ocasiones a la víctima luego de una discusión y escapó rumbo a la colectora Dellepiane.
El líder de la banda “Viejas Locas” fue acusado por varios testigos de matar con una pistola calibre 7.35 a una persona, identificada como Cristian Díaz, de 36 años, en el complejo Samoré, de Villa Lugano.
Según informaron fuentes policiales, Álvarez, que cuenta con una serie de escándalos y antecedentes policiales en el marco de su adicción a las drogas, tras presuntamente asesinar a Díaz, se escapó en un auto en dirección a la autopista Dellepiane y por el momento no había podido ser detenido.
La Policía encontró luego el vehículo del músico, un Volkswagen Polo verde de patente DQP 320, abandonado en la localidad bonaerense de Ramos Mejía, del partido de La Matanza. El rodado fue hallado por los efectivos durante la tarde de este jueves estacionado sobre la calle Vicente Casares al 725, a pocas cuadras del boliche Pinar de Rocha, donde se lo habría visto por última vez al “Pity”. Según las cámaras del lugar, el cantante habría entrado al local bailable junto a unos acompañantes, luego de haber tirado un arma por la alcantarilla de camino.
En tanto, el secretario de Seguridad porteño, Marcelo D ´Alessadro, indicó que se realizaron pericias sobre el arma para establecer su procedencia. La pistola involucrada en el hecho tenía la numeración intacta y Álvarez no tendría permiso de portación. Según el funcionario, Díaz recibió al menos tres disparos en la cabeza, lo que terminó con su vida en el acto.

Hecho.
El hecho en cuestión se produjo alrededor de las 2 del jueves entre las torres 11 y 12 del barrio situado en Dellepiane y Escalada. De acuerdo con la declaración de uno de los testigos, y en medio de la discusión, que sería por una deuda, Díaz le dio un cabezazo a “Pity”, quien enseguida sacó el arma y efectuó los disparos.
Al menos una versión, indica que Álvarez estaba acompañado por su novia y con quien se escapó en el auto. Según las fuentes, existen en la causa imágenes de cámaras de seguridad que habrían registrado la pelea y el crimen. Una vez que intervino la Policía, fue encontrado el cuerpo de la víctima y, mediante un rastrillaje, también se halló el arma con la que se habría cometido el homicidio, con un total de cinco vainas servidas.

“Muy complicado”.
El abogado del rockero, Sebastián Queijeiro, sostuvo que su defendido “es una persona muy joven con un daño muy fuerte” por las drogas. El abogado reconoció que, en este caso, “ya con los testimonios estaríamos muy complicados”, porque “cualquier persona que diga que vio algo, es parte de la prueba”.
“Lo que manifiestan los vecinos es que le disparó a un hombre. Si realmente fue él, bueno, es una persona que tiene un problema, podemos decir que es una persona loca, pero no violenta. Estamos todos muy sorprendidos. No es alguien que pueda salir a matar”, agregó Queijeiro. La Policía allanó la vivienda de Álvarez en Villa Lugano y encontró una caja fuerte con una importante suma de dinero en dólares y celulares.
En tanto, bajo juramento, la novia de Cristian “Pity” Álvarez admitió a la Policía que el cantante fue el autor de los cuatro balazos que terminaron con la vida de un hombre en Villa Lugano. Según relató el secretario de Seguridad porteño, Marcelo D´Alessandro, “ella perdió contacto con el músico dentro del boliche Pinar de Rocha”, sitio al cuál se dirigieron luego del crimen “para buscar ayuda para seguir huyendo”. El funcionario agregó que la mujer “se encontró con su padrastro, fueron a su domicilio y en medio de un llanto le contó lo que pasó”.

Después del crimen.
Se conoció también que el músico estuvo el jueves a la madrugada en el boliche Pinar de Rocha, de la localidad bonaerense de Ramos Mejía, en donde había presenciado un recital de Ulises Bueno. Según trascendió, el manager de Bueno confirmó que “Pity” estuvo en el boliche y quiso saludar al músico cuartetero, pero como este no lo recibió, se sacó algunas fotos con concurrentes al recital y se fue. Los investigadores sumaron al expediente, las cámaras de seguridad del boliche en el que se ve la entrada de Álvarez alrededor de las 2.50 y la salida a las 4. (NA-Infobae.com)

Crónica de una tragedia anunciada
“Pity”, quien como músico ha logrado temas que se inscribieron entre los clásicos del rock como “Homero” o “Fuego”, a lo largo de varios años protagonizó una larga lista de incidentes, en algunos casos delictivos y con armas de fuego, enmarcados en su adicción a las drogas, que le valió varias internaciones.
Entre los episodios protagonizados por el músico se cuentan dos por portación de armas de fuego y uno de ellos por amenazas. En el año 2010 amenazó con un revólver a una mujer y su hija que se le acercaron para pedirle una foto.
En 2012 fue sorprendido en la vía pública con una pistola calibre 45, mientras que un año después, fue arrestado por pasearse con un arma en la cintura por las calles de Villa Lugano. En los dos primeros hechos, el músico fue declarado inimputable, ya que la Justicia dictaminó que no entendía la criminalidad de sus actos.
El último escalón de la saga fueron los serios incidentes ocurridos el 6 de abril pasado en Tucumán cuando se suspendió un recital de la banda “Viejas Locas”, porque se negó durante más de seis horas a salir de su camarín.