El PRO cambia estrategia de alianzas

El PRO buscará el año próximo consolidar referentes propios en todas las provincias, en lo que representa un viraje de la estrategia pasada en la que sumó peronistas opositores y radicales, y abocará todos los esfuerzos en sentar las bases para la candidatura presidencial de Mauricio Macri, sin definir otras postulaciones hasta 2015.
“En el PRO decidimos construir una alternativa al peronismo y al radicalismo e intentar llegar al gobierno con Mauricio Macri como presidente en 2015”, afirmó a Télam la senadora electa Gabriela Michetti.
La posible candidata a suceder a Macri en la Ciudad es una de las cartas elegidas del PRO para promocionar al partido en las provincias: “Además de mis tareas como senadora, voy a viajar los fines de semana al interior del país para ayudar a llevar nuestro mensaje y lograr que los ciudadanos se sumen a esta nueva construcción”, anticipó.
“Ahora queremos tener candidatos propios, armar la tercera vía y fortalecer nuestro espacio en 2014. Los demás para otros cargos que recorran y crezcan, y más adelante se dirimirán sus candidaturas. Pero por ahora todos jugarán para la Presidencia de Macri”, dijo a Télam uno de los responsables de la estrategia nacional de diálogo permanente con Macri pero que prefiere el bajo perfil.

Estrategia.
Si bien desde 2012 el macrismo intentó sumar a dirigentes peronistas y sobre todo radicales (como los intendentes Mario Meoni y Gustavo Posse), la experiencia de que muchos terminen desertando y yéndose con el líder del Frente Renovador, Sergio Massa, hizo ver la necesidad de un armado de dirigentes tal vez más inexpertos y fuera de las estructuras, pero más leales.
El comando de campaña nacional del PRO, encabezado por el propio Macri, el presidente del partido, Humberto Schiavoni; el ministro porteño de Gobierno, Emilio Monzó, y el secretario general, Marcos Peña, dispuso “un ordenador de 66 semanas de acá a marzo 2015” para su estrategia de recorridas del jefe de Gobierno por el interior y consolidar liderazgos locales.
“El balance de 2013 fue positivo. En diciembre próximo Macri va a seguir recorriendo el interior haciendo foco en las 12 provincias que juntan el 90% del electorado, principalmente Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe, Mendoza y Entre Ríos”, explicó a Télam otra fuente del macrismo nacional.

Visitas.
En diciembre, Macri visitará Santa Fe, Entre Ríos y Córdoba, mientras que en enero hará lo propio en la Costa Atlántica acompañado por los referentes elegidos para el territorio bonaerense: la vicejefa de Gobierno, María Eugenia Vidal, y su primo e intendente de Vicente López, Jorge Macri.
“También pasará por Villa Carlos Paz y la Fiesta de la Vendimia. El mensaje será mostrar la voluntad de cambio que se logró en la Capital, porque tampoco es cuestión de decir en el interior que lo que hacemos los porteños es lo que se debe hacer. Se profundizará en temas sociales, como urbanización de asentamientos, en transporte y seguridad”, señalan desde PRO.

Referentes.
Por ahora, los referentes con los que cuentan en el interior son Miguel del Sel (en Santa Fe y en alianza con el remanente del peronismo reutemannista), Alfredo De Angeli (en Entre Ríos y en alianza con peronistas de Jorge Bussi), Héctor Baldassi (Córdoba), Eduardo Cáceres (San Juan) y quieren ver hasta dónde puede llegar Carlos Mac Allister, recientemente elegido diputado en La Pampa.
En Mendoza, donde hay comicios municipales en marzo próximo, todo apunta a que el PRO irá en alianza con los demócratas. (Télam)