Inicio El Pais Eliminaron el cobro de roaming

Eliminaron el cobro de roaming

LAS LLAMADAS A CHILE TENDRAN EL MISMO COSTO QUE LAS REALIZADAS EN EL PAIS

El presidente Alberto Fernández mantuvo ayer desde la Residencia de Olivos una videollamada con su par de Chile, Sebastián Piñera, en la que los mandatarios celebraron la eliminación del cobro de roaming entre ambos países a partir de ayer, «por lo que el uso de telefonía móvil al cruzar las respectivas fronteras tendrá los mismos costos que la tarifa local». «Esto sí que es como integrar territorio definitivamente porque un argentino que habla en Chile es lo mismo que un chileno que habla en Argentina y eso me pone muy contento», señaló el Jefe de Estado a su par chileno, que en el momento de la conversación se encontraba en la ciudad de Arica, en el norte del país vecino, en la frontera con Perú.
Según un comunicado difundido por Presidencia, Piñera remarcó: «Tenemos hoy en día una gran noticia para los argentinos y chilenos» y consideró que «en el fondo vamos a estar separados por la cordillera pero unidos por la tecnología».

Pandemia.
Además, durante la charla, ambos presidentes analizaron las situaciones que viven sus respectivos países a raíz de la pandemia de Covid-19 que afecta a la región y al mundo. En esa dirección, Fernández consignó que «estamos trabajando mucho, tratando de llevar como todos adelante este tema del coronavirus, pero creo que bien. Vamos poco a poco ordenándolo, con buena atención sanitaria». «Allí cerca donde estás vos, hoy tenemos el mayor problema, en Jujuy, en el norte argentino, pero después en el resto del país está todo muy contenido en términos sanitarios. Así que estamos bien, gracias a Dios bien», le comentó el jefe de Estado argentino.
Posteriormente, Piñera le manifestó que «lo importante y así lo hemos visto, es que resista el sistema de salud para poder prestarles atención a todos, pero es un virus que no perdona a nada ni a nadie».
Fernández reconoció que «va a llevar mucho tiempo poder superar esto, pero hasta acá tenemos más o menos el 55 por ciento de las camas de terapia intensiva ocupadas, con lo cual hemos logrado resistir la demanda de la gente». «Nosotros pensamos inicialmente que se iba a concentrar sólo en el área metropolitana de Buenos Aires y se terminó expandiendo en todo el país. Lo vamos a derrotar entre todos. Ahora en América latina estamos más tranquilos porque vamos a tener vacunas para todos y ese es un gran dato. Y acá hay un amigo que va a estar siempre al lado de los chilenos, ayudándolos», cerró Fernández, quien invitó a Piñera a que visite Argentina próximamente, recibiendo una respuesta afirmativa.

Roaming.
La eliminación del cobro de roaming entre Argentina y Chile, se implementó a través del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) y dispone que el uso de telefonía móvil al cruzar las fronteras de ambos países tendrá los costos que la tarifa local y la misma calidad de la prestación, según consignaron fuentes oficiales.
«La identificación se realizará, como hasta ahora, a través de la tarjeta SIM, y así el usuario podrá conectarse con un operador de otra red abonando el costo de la tarifa de su país. El costo de las llamadas y consumo de datos no insumirá cargos extras y será el mismo que si estuviera conectado a la red de su propio operador», detalló el texto de prensa difundido por Presidencia.

Fernández ponderó la gestión de Guzmán.
El presidente Alberto Fernández afirmó ayer que no hará «un ajuste que pague la gente» en relación a eventuales condiciones para renegociar la deuda con el FMI, y dijo confiar en que la titular del organismo, Kristalina Georgieva, lo «va a entender». «Tengo mucha confianza en que ella se dé cuenta que no le podemos hacer pagar más costos a los que ya han perdido todo, a ellos solo hay que volver a ponerlos en el escenario de la sociedad», dijo el mandatario anoche en una entrevista en C5N.
Al respecto, el mandatario aseguró que «Argentina saldrá adelante con sus recetas», y no con los planes que dicte el organismo internacional de crédito. «Hablé mucho con el Papa Francisco y él me planteó que habla con (Kristalina) Georgieva porque es una mujer que conoce la pobreza porque vivió en un país como Bulgaria en la época del comunismo. Creo que ella entiende de la situación de la que venimos», señaló.
Fernández ponderó además la gestión del ministro de Economía, Martín Guzmán, en la renegociación de la deuda externa con los acreedores privados, al considerar que es un catedrático que «pone la economía al servicio del desarrollo humano». «Decían que Martín (Guzmán) era Sacachispas, nada más inexacto. Es un hombre que dejó su prestigio como académico en el exterior para hacer una contribución patriótica. Nos dio una estrategia para resolver el tema de la deuda», afirmó.

Contagios.
Tras advertir que la situación por la pandemia de coronavirus en el país es aún «crítica», el jefe de Estado sostuvo que «cada vez que hubo una marcha, 15 días después crecieron los contagios». En ese sentido, consideró que «en una pandemia no se critica con manifestaciones», dijo preferir que las personas «salgan a los balcones y toquen la cacerola» y afirmó que no le «parece feliz que un expresidente celebre la salida a la calle de la gente en plena pandemia» en referencia a Mauricio Macri.

Reforma.
Fernández sostuvo que los que se oponen a la Reforma Judicial quieren «que en la Justicia todo siga como hasta ahora», y aseguró que no busca con esta iniciativa «perseguir opositores como hicieron otros cuando fueron gobierno». En cuanto al proyecto presentado para gravar las grandes fortunas, el jefe de Estado indicó que «no es un impuesto, sino una contribución» y consideró que «la responsabilidad y el compromiso social debería obligar a ciertos sectores a entender que hace falta contribuir» en tiempos de pandemia. Según consideró, las versiones periodísticas que circularon sobre un supuesto aumento en el Impuesto a las Ganancias «fueron la reacción» a la presentación de esa iniciativa.
Fernández defendió también la decisión de declarar servicio público y esencial a internet, la telefonía móvil y la TV cable, al sostener que es de una «racionalidad económica absoluta» y cuestionó cómo desinforman algunos medios que «no dan cuenta de las ganancias que tuvieron en estos años las grandes empresas de telecomunicaciones». En materia de seguridad, adelantó que entre el martes y el miércoles presentará «un plan integral» que prevé el despligue de 4.000 gendarmes en el conurbano bonaerense. (Télam)