Ex funcionario declaró ante juez

PANAMA PAPERS: DUDAS SOBRE FUNCIONAMIENTO DE OFFSHORE

El juez federal Sebastián Casanello, a cargo de la causa Panamá Papers que salpica al presidente Mauricio Macri, comenzó a analizar el testimonio de Ricardo Nissen, ex titular de la Inspección General de Justicia (IGJ) del kirchnerismo y experto en sociedades anónimas, quien aseguró que nadie que recurra a una firma offshore “persigue fines legítimos”.
Se trata de una de las declaraciones testimoniales que dispuso el juez en el marco de la causa que analiza si el presidente Macri cometió el delito de omisión maliciosa en su declaración jurada de bienes cuando no reportó su vinculación con las firmas offshore Flegin LTD y Kagemusha, detectadas con la difusión de las empresas creadas a través de la empresa panameña de Monsek Fonseca.
Fuentes judiciales indicaron que Nissen, ex titular de la IGJ en el gobierno de Néstor Kirchner, en su calidad de experto en sociedades anónimas declaró que una offshore se crea “para ocultar los verdaderos dueños del negocio” o “patrimonios detrás de la máscara de sociedades que se caracterizan por su poca transparencia”.
“Nadie que recurra a una sociedad offshore persigue fines legítimos”, dijo Nissen, precisaron las fuentes, y añadió que la mayoría de los que lo hacen buscan “evasión fiscal, lavado de activos,
pago de coimas y en menor medida defraudación del cónyuge en los divorcios”.
El experto afirmó también que “la Argentina prohíbe la inscripción de sociedades offshore”.
Casanello investiga varias sociedades del grupo Macri relacionadas con las dos firmas offshore originalmente investigadas, Flex Trading y Kagemusha, en el marco del caso conocido como “Panamá Papers”.
El juez solicitó a través de la Unidad de Información Financiera (UIF) datos sobre la posible existencia de reportes de operaciones sospechosas en Panamá, Bahamas, Uruguay, Brasil y Reino Unido. (DyN)