Inicio El Pais "Ganó un concurso de precios"

«Ganó un concurso de precios»

PASO: DESCONFIANZA POR LAS FALLAS EN EL SISTEMA DE ESCANEO

El fracaso rotundo del primer simulacro del sistema de digitalización y transmisión electrónica de telegramas electorales para el escrutinio provisorio, realizado el último sábado por el Correo Argentino y la empresa venezolana Smartmatic, confirmó las sospechas que venían señalando expertos en informática y dirigentes opositores. En la mayoría de las 3000 escuelas en las que se llevó adelante la prueba piloto, hubo fallas en la conectividad y demoras en las netbooks que se usarán durante las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (PASO) del 11 de agosto, aunque los resultados no fueron informados oficialmente a las diferentes fuerzas políticas.
Tanto el Correo Argentino como la firma que ganó la licitación aseguran que los problemas de carga y transmisión que tuvieron durante el primer simulacro «son normales» y se resolverán para la próxima prueba. Sin embargo, especialistas en el tema no se muestran tan confiados con el sistema impulsado por el Gobierno que establece que los telegramas que se usan para el escrutinio provisorio sean escaneados y enviados directamente desde los establecimientos educativos.

Salto al vacío.
«El problema es que se quiere hacer un cambio importante, que puede tener un impacto grande en el escrutinio provisorio y, a su vez, en la opinión pública, y se empezó a pensar recién en noviembre del año pasado para implementarlo por primera vez en una elección presidencial y en el cien por ciento del país», advirtió el programador y activista Javier Smaldone. En ese sentido, consideró que la implementación del procedimiento «es un salto al vacío», y apuntó que las fallas del testeo fueron «principalmente comunicacionales y de desorganización».
«El servidor central al que estas netbooks se tienen que conectar falló y lo arreglaron recién a la una de la tarde. Los problemas que hay no se pueden resolver de acá a 40 días», detalló. «Smartmatic no ganó una licitación, sino un concurso de precios, y la calificación técnica que obtuvo fue más baja que la del resto de las compañías», indicó Smaldone, al tiempo que aseguró que la firma «terceriza, a su vez, el desarrollo del software» para realizar la transmisión remota. En tanto, el experto en informática Ariel Garbarz explicó que «el software de Smartmatic no puede verificarse porque su codificación fuente es secreta y no permite a los partidos comprobación alguna, como la ley exige».

Pedido.
El apoderado del PJ, Jorge Landau, confirmó que le pidió a la Cámara Nacional Electoral que la empresa Smartmatic «no intervenga en las elecciones». «Pedimos a la Cámara Electoral que Smartmatic no intervenga en las elecciones», enfatizó Landau, quien señaló que con ese planteo se busca «evitar una situación caótica» en el recuento provisorio de votos de las Primarias nacionales del próximo 11 de agosto.
En declaraciones al diario El Destape, el letrado se preguntó «¿Por qué se meten en la transmisión de datos de las escuelas donde nunca hubo problemas y meten a una empresa que no existía en el mapa político argentino?». «Te meten a una empresa como Smartmatic y tomaron personal temporario de manera dudosa», advirtió Landau, quien se quejó de que «han inventado un par de yuppies que se ocupan de convocar 12.000 personas para esta elección».
Al cuestionar un simulacro de transmisión de datos, en el que se registraron fallas, advirtió: «Tenemos miedo que la noche de las elecciones nosotros tengamos nuestros números que nos indiquen que ganamos y que a través de los medios digan que el ganador es el Gobierno». «Imagínense nosotros y el Gobierno festejando a la vez, queremos evitar esa situación caótica», afirmó Landau, quien se quejó de que «la contratación de Smartmatic para la transmisión de los telegramas es una decisión discrecional del Poder Ejecutivo». (Página12 /NA)