Inicio El Pais "Hay voluntad de obtener un acuerdo"

«Hay voluntad de obtener un acuerdo»

DEUDA: EL FMI ELOGIO LA NUEVA OFERTA REALIZADA A LOS ACREEDORES

El Fondo Monetario Internacional (FMI) elogió el martes la nueva oferta presentada por el Gobierno argentino a los tenedores de bonos bajo legislación extranjera.
La iniciativa, tras el aval inicial anunciado el lunes por Gramercy y Fintech, cosechó el apoyo de Greylock, otro importante fondo de inversión que integra el Comité de Acreedores de la Argentina.
El CEO de Greylock,Hans Hume, consideró «razonable» la propuesta de canje presentada por el gobierno en las últimas jornadas.
En horas de la mañana, el ministro de Economía, Martín Guzmán, consideró que la nueva propuesta «se basa en el principio de que Argentina tome compromisos que pueda cumplir, que pueda sostener en el tiempo y que le den al país el alivio que necesita para poder recuperarse».
En declaraciones a Radio Télam, Guzmán subrayó que la iniciativa «muestra una gran voluntad de obtener un acuerdo con los acreedores».
En ese marco, el ministro manifestó también el anhelo de alcanzar un acuerdo con los acreedores más duros, que hasta ahora se mantuvieron en silencio.
«Hay un grupo de inversores muy importante en el mundo que se llama comité ‘Ad hoc’, con los que no hemos tenido acuerdo. Hubo un momento en el cual dejaron de negociar, se plantaron en una posición que Argentina no puede sostener», dijo el titular del Palacio de Hacienda.
Por su parte, el vocero del FMI, Gerry Rice, sostuvo que «la oferta revisada de las autoridades argentinas es un paso importante en el proceso de reestructuración de la deuda con sus acreedores privados».
El funcionario del organismo multilateral se pronunció a favor de «que todas las partes involucradas continúen trabajando de manera constructiva y oportuna con el objetivo de llegar a un acuerdo que coloque la deuda pública en un camino sostenible».

Documentación.
Ayer a la mañana la Argentina completó la entrega del último documento a la comisión de valores de EE.UU (SEC, según su sigla en inglés) sobre las modificaciones a la oferta presentada el pasado 21 de abril, y que estará vigente hasta el próximo 4 de agosto.
En lo que respecta a los acreedores, el fondo Greylock se sumó por la tarde a los comentarios favorables que efectuaron ayer Gramercy y Fintech, que expresaron explícitamente su aval a la oferta argentina.
La enmienda «final» al prospecto de la propuesta presentada el pasado 21 de abril conocida el martes, revela una nueva oferta que representa una mejora en el valor económico, a la vez que acepta parte de algunos pedidos legales solicitados por los acreedores.
El valor de la nueva propuesta que estima el mercado tiene un valor de recupero que va desde los 53 dólares a los 59 dólares por lámina de 100 dólares de deuda de títulos a canjear, dependiendo de los bonos y de la tasa de salida de los nuevos títulos.
Entre las concesiones legales consideradas para los acreedores, se decidió que los bonos del canje 2005 y 2010 serán canjeados por otros títulos que mantendrán las mismas cláusulas de acción colectiva, que podrán aplicarse en caso de un eventual incumplimiento.
En cambio, se dejaron afuera varios planteos solicitados por Blackrock, que pedía entre otros requisitos aplicar la CAC del 2005 a toda la oferta y futuras emisiones, cuando en el mundo en la actualidad se utilizan parámetros más flexibles para los deudores, que se pusieron en marcha en 2014.

Panel económico.
En el marco del panel online «Economía de la inclusión en el mundo del Coronavirus: políticas para una recuperación sostenible», organizado por la Universidad Oxford, Guzmán disertó junto a la vicepresidenta del Banco Mundial (BM), Carmen Reinhart; y la Directora del Departamento de Estudios del Fondo Monetario Internacional (FMI), Gita Gopinath.
«Este es un shock sin precedentes que sucedió muy rápido y presentó riesgos que no se habían visto antes. En la Argentina ya estábamos sufriendo una crisis macroeconómica y estamos trabajando para resolverla», aseveró el titular del Palacio de Hacienda.
Guzmán explicó que la salud pública es la «prioridad número uno» para el Gobierno y señaló que, «a fin de contener la propagación del virus, tuvimos que minimizar la circulación» con el aislamiento social.
«Esto generó tensiones y necesitamos proteger a las personas, a la capacidad de las empresas y a los sectores vulnerables», agregó.
Según un comunicado del ministerio de Economía, Guzmán precisó que la Argentina «reaccionó rápido implementando transferencias de efectivo, subsidios, reducciones impositivas para el sector privado, al tiempo que extendimos el subsidio por desempleo».
«Estamos preparando el escenario de la pospandemia, donde el Estado va a desempeñar un rol vital», apuntó el ministro, quien aseguró que «luego de la pandemia vendrán transformaciones estructurales». (Télam)