Inicio El Pais Kicillof no pudo avanzar con la Ley Impositiva

Kicillof no pudo avanzar con la Ley Impositiva

LA LEGISLATURA VOLVERA A SESIONAR HOY O EL LUNES

El Gobierno bonaerense de Axel Kicillof no logró avanzar ayer en la Legislatura con el proyecto para aumentar 54% promedio los gravámenes en la provincia, al encontrar una resistencia mayor a la esperada en la oposición, que calificó de «impuestazo» a la iniciativa. El bloque de Juntos para el Cambio le exige al oficialismo morigerar las subas de impuestos propuestas por el Ejecutivo, que en el caso del campo llegan hasta el 75% para grandes superficies.
Varios funcionarios fueron a la Legislatura para tratar de convencer a la oposición, pero no alcanzó para poder sesionar. Tras un cuarto intermedio al mediodía, negociaciones entre los bloques y la asistencia de ministros para explicar los detalles de la propuesta, no hubo acuerdo, y la sesión se postergaría para hoy o el lunes.

Destrabar el conflicto.
En un intento por evitar que se cayera la sesión, Kicillof instruyó al ministro de Economía, Pablo López, y al titular de ARBA, Cristian Girard, a asistir a la Legislatura para destrabar el conflicto, pero no alcanzó. «No es tan progresivo como dice el gobierno provincial», plantearon los legisladores opositores, que piden una morigeración de los aumentos.
La iniciativa prevé que el impuesto urbano edificado se ajustará por el equivalente a la inflación registrada durante 2019. Pero uno de los conceptos que no convenció a la oposición fue la supuesta intención de «darle mayor progresividad al impuesto», con un aumento del 15% para propiedades de menor valor fiscal, mientras que para las de mayor valor será del 75%.
Según un relevamiento de la Provincia, el 86% de las propiedades recibirá un incremento menor a $3.500 durante todo el 2020, pagaderos en cinco cuotas». Por otra parte, el impuesto inmobiliario urbano baldío también se ajustará, en promedio, por el mismo porcentaje inflacionario del 2019.
Tendrá un esquema de topes segmentados: para los de menor valor fiscal aumentará 15%, mientras que para los de mayor valor será del 90%. Kicillof hizo trascender que uno de los objetivos de la ley es «desincentivar la especulación inmobiliaria e incentivar la edificación».

Impuesto.
El impuesto inmobiliario rural registrará un incremento equivalente a la inflación del 2019 y «se le bajará la carga impositiva a los más pequeños». El aumento de este impuesto será del 15% para propiedades de menor valor fiscal, mientras que las de mayor valor percibirán un incremento del 75%. Estas últimas representan sólo el 7% de las propiedades, según el Gobierno bonaerense.
Indicó, además, que otorgará exenciones impositivas para propiedades de hasta 100 hectáreas «dedicadas total o parcialmente a la producción tambera» y a las de 50 hectáreas «destinadas a la producción agropecuaria». Para el rubro automotores, la valuación se actualizará anualmente según los datos publicados por la Dirección Nacional del Registro del Automotor.
Por esa razón, no se modificará la tabla de alícuotas, aunque sí habrá una actualización para embarcaciones deportivas: para las de menor valor será del 5,5% y del 13% para las de nivel más alto.
En lo que respecta a Ingresos Brutos y Sellos, el Gobierno bonaerense dijo que se replicarán las alícuotas de 2019 «dada la suspensión del Consenso Fiscal establecida por el Gobierno nacional». «En algunos sectores se incrementan las alícuotas en valores nunca superiores al 1% y siempre por debajo del máximo establecido», detallaron. (NA)