Inicio El Pais "La mitad vive en zonas de alto riesgo"

«La mitad vive en zonas de alto riesgo»

EL MINISTRO GINES GONZALEZ GARCIA PIDIO UN MAYOR COMPROMISO SOCIAL

El ministro de Salud, Ginés González García, advirtió que «la mitad de los argentinos hoy se encuentran en zonas de alto riesgo sanitario», al tiempo que la ministra bonaerense de Gobierno, María Teresa García, recordó que, más allá del llamado a la responsabilidad que algunas voces realizan hacia los jóvenes, «toda concentración de personas sin barbijo ni distanciamiento es motivo de contagio».
Temprano por la mañana, González García publicó una serie de tuits en los que alertó sobre la situación epidemiológica en torno a la Covid-19, e informó que, durante el mes pasado, «el ritmo de crecimiento de casos (de coronavirus) en CABA y el resto del país es mayor que el observado en junio» del 2020, cuando la pandemia estuvo en uno de sus picos de contagios.
«Hoy, en Argentina, 16 jurisdicciones presentan al menos un departamento con una situación epidemiológica de alto riesgo, con un crecimiento de casos superior al 20 por ciento en los últimos 14 días y una tasa de incidencia que supera los 150 casos x 100.000 habitantes», indicó el funcionario vía su cuenta de Twitter.
En ese sentido, el funcionario precisó en 49,7 el porcentaje de la población que vive en departamentos con alto riesgo epidemiológico, «donde -agregó- la mayor incidencia a nivel local se encuentra en departamentos pertenecientes a las provincias de Buenos Aires, Neuquén y Santa Cruz».
En lo que refiere al Área Metropolitana Buenos Aires (AMBA), González García tuiteó que el número de casos a diciembre del 2020 «son similares a junio» de ese mismo año, aunque «en las últimas semanas, el grupo etario que va de los 20 a los 30 años pasó de representar el 20 por ciento de los casos confirmados semanales, al 27,2 por ciento, un crecimiento que no se ve en ninguno de los demás grupos».

Sin control.
Precisamente, desde una de las jurisdicciones que administran el AMBA, la Provincia de Buenos Aires, la ministra de Gobierno, María Teresa García, expresó que toda concentración de personas, más allá de su edad, sin barbijo y sin distanciamiento es «motivo de contagio» de coronavirus, y dijo que «no se puede cargar las tintas solo sobre un sector de la sociedad» como los jóvenes.
«Al haber más circulación de personas hay más circulación de virus», sostuvo García, para quien «los jóvenes no son los responsables absolutos de contagio» porque, además del «descontrol en las playas o a las fiestas clandestinas del conurbano» propias de esa franja etaria, también se produjeron concentraciones de personas en otras circunstancias, entre las que mencionó: «Sobre el fin de año (en) los centros comerciales, la gente se ha agolpado, miraba la calle Avellaneda (donde se extiende un centro comercial en el barrio porteño de Flores) y veía en 4 cuadras una concentración enorme».

«No relajarnos»
En línea con lo expresado por la funcionaria bonaerense, González García consideró «importante tomar dimensión de la realidad sanitaria en la que nos encontramos», y señaló: «Estamos transitando por una delgada línea dónde la prevención, el cuidado y el acatamiento de las normas sanitarias son indispensables para evitar más restricciones».
«Ganar tiempo para que la vacuna llegue a las personas más necesitadas es una tarea de todos. Seamos solidarios y sigamos cuidándonos para que este sea el principio del fin de la pandemia», reiteró González García, luego de recordar -siempre a través de su cuenta en Twitter- que «la Argentina no es ajena al escenario internacional, (donde) rebrotes se han dado en diferentes partes del mundo y de forma mucho más abrupta, (y) escuchamos y vemos a diario nuevos casos de confinamientos más estrictos para evitar la circulación del virus».
El llamado a «no relajarnos» también provino desde diversos especialistas.
Una de ellas fue Florencia Cahn, presidenta de la Sociedad Argentina de Vacunología y Epidemiología (SAVE), quien explicó que la fuerte suba de contagios que viene siendo registrada en las últimas semanas «depende mucho del comportamiento humano, (porque) no es que las cosas pasan por arte de magia, es por el comportamiento de todos y de cada uno de nosotros. Y se dio con las reuniones de fin de año y la sensación de que en el aire libre no pasa nada».
Cahn en diálogo con Radio Continental afirmó que en este último tiempo «no se mantuvo la distancia ni se utilizó el barbijo. (El 2020) Fue un año muy duro para todos y todas pero esto hizo que se comiencen a realizar reuniones de más de 10 personas sin barbijo ni distancia en casas o bares al aire libre». (Télam)