Las dos CTA y la CGT van al paro

ANUNCIARON MOVILIZACION Y MEDIDAS DE FUERZA PARA SEPTIEMBRE

La CTA de los Trabajadores de Hugo Yasky y la CTA Autónoma de Pablo Micheli realizarán un paro de 36 horas a partir del lunes 24 de septiembre y que continuará durante todo el día siguiente en coincidencia con la medida de fuerza de la CGT, e incluirá una movilización a Plaza de Mayo.
A esta medida de fuerza adherirá el sindicato de Camioneros de Hugo y Pablo Moyano, que esta semana anunció su salida del Consejo Directivo de la CGT por no adoptar una postura más dura hacia el Gobierno y por no poner en marcha un proceso de elecciones para suceder al triunvirato.
“Haremos un paro de 36 horas el lunes 24 de septiembre con una movilización a Plaza de Mayo. Va a ser un paro activo en el primer tramo y después vamos a desarrollar en consonancia con el resto del movimiento obrero la continuidad del paro”, sostuvo el secretario general de la CTA de los Trabajadores, Hugo Yasky.
La medida de fuerza de las CTA, anunciada minutos después de la de la CGT, se iniciará el lunes 24 a las 12.00 del mediodía, cuando realizarán la marcha a Plaza de Mayo, y continuará durante todo el martes 25.
En conferencia de prensa en la sede de su central en el barrio de San Telmo, el también diputado nacional indicó que “el plan de acción se desarrollará a lo largo de septiembre”.
“Vamos a estar movilizados, parando, en pie de lucha junto a los trabajadores que resisten los despidos y este plan sistemático de hambre. Vamos a estar movilizados frente al Congreso para cuando se trate el Presupuesto, que es el Presupuesto del Fondo Monetario Internacional, que es la profundización del ajuste, del recorte, del hambre”, agregó Yasky.
Por su parte, Micheli sostuvo que “en buena hora el triunvirato anunció la medida de fuerza” de la CGT, pero señaló que las CTA creen que “el paro tiene que estar acompañado con una movilización en las calles”.
“Hoy nos enteramos que el Presidente pidió un nuevo adelanto de un préstamo al FMI que va a llevar más pobreza y más exclusión al pueblo argentino”, agregó.
En la previa a esta conferencia de prensa de las CTA se había anunciado que iba a participar el secretario adjunto de Camioneros, Pablo Moyano, pero al final no asistió aunque sí estuvo una delegación de sus sindicato, que se alejó de la CGT y va a profundizar su unidad en la acción con las centrales de Yasky y Micheli.

CGT.
Por su parte, la CGT anuncio que el martes 25 de septiembre realizará un paro general para repudiar la situación económica y social de la Argentina, por lo que será la cuarta medida de fuerza de esta naturaleza en lo que va del Gobierno del presidente Mauricio Macri.
La propuesta, que será ratificada por el Consejo Directivo de la central obrera, surgió del Plenario de Secretarios Generales que se llevó a cabo por la mañana en el Teatro Empire, de La Fraternidad, ubicado en el barrio porteño de Monserrat.
Pese a que en un comienzo se había señalado que la medida sería el 24 del próximo mes, finalmente se modificó la fecha para evitar que cayera lunes y recibir cuestionamientos y acusaciones por la cercanía con el fin de semana.
“El paro el día 25, por 24 horas, sin movilización”, confirmó el integrante del triunvirato cegetista Héctor Daer.
La convocatoria se da en medio de la dura situación económica y social que enfrenta el Gobierno, así como también en el marco de la profunda interna del movimiento obrero entre dialoguistas y combativos: ese enfrentamiento llevó a que Hugo y Pablo Moyano decidieran retirar a Camioneros del Consejo Directivo de la CGT.

Conducción.
“Halcones, palomas y cuervos parece que se quieren comer a la CGT. Hay algunos que creen que si no son la conducción, la CGT no sirve. La CGT no está solo para luchar: somos los responsables de que la democracia continúe. Acá están los confederados, no vamos hacia ninguna unidad con entidades que no pueden ni siquiera estar juntas entre ellas”, dispara el anfitrión del encuentro, Omar Maturano, en un mensaje dirigido a Moyano y su acercamiento a las dos CTA.
Asimismo, el líder de La Fraternidad defendió la decisión de la central obrera de reunirse con los representantes del Fondo Monetario Internacional (FMI).
“Claro que fuimos a hablar con el FMI, porque pensamos en el futuro, sabemos del ajuste. Hablamos con gobernadores y senadores, y todos hablan de ajuste. No vamos a aceptar ese Presupuesto. Vamos a luchar por armonizar exigiendo paritarias sin techo”, remarcó.
Antes de ingresar al encuentro, el secretario general de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM), Antonio Caló, había manifestado que la CGT iba a “debatir todo el momento que está atravesando el movimiento obrero. Es un momento muy difícil, muy grave”.
“La gente está enojada. Los dirigentes gremiales no podemos separarnos de la realidad de la gente. Esperamos que lo que se decida acá sea por el bien de los trabajadores, los que tienen trabajo y los que no”, había expresado el ex líder de la CGT Alsina.
El paro del próximo 25 de septiembre será el cuarto en la gestión de Macri: anteriormente, la central obrera había realizado medidas de fuerzas generales el 6 de abril y 18 de diciembre de 2017 y el pasado 25 de junio. (NA)