Inicio El Pais Las repercusiones por la muerte de Claudio Bonadio

Las repercusiones por la muerte de Claudio Bonadio

Mientras el cuerpo del juez federal Claudio Bonadio aún permanecía en su casa del barrio porteño de Belgrano y no había llegado a ser trasladado a la casa fúnebre, las redes sociales volvieron a encenderse y a profundizar la grieta, esta vez entre los que cuestionaban la labor del magistrado y su cercanía con el poder político y aquellos que destacaban las causas por presuntos hechos de corrupción que había instruido desde Comodoro Py.
  
El micromundo virtual sigue siendo el mejor escenario para polarizar lo que sea: desde un meme hasta una muerte, pasando por una medida del Gobierno o el nuevo look de un artista.
  
El fallecimiento del magistrado, ícono de Comodoro Py, no fue la excepción.
  
Desde ignotos ciudadanos hasta encumbrados dirigentes políticos y periodistas, incluidos los ya tradicionales bots, se expresaron sobre la muerte de Bonadio, ocurrida en la madrugada de este martes en su casa de la calle Naón, en el barrio porteño de Belgrano.
  
En un bando se alistaron los que recordaban «la servilleta de Corach», su «arbitrariedad» y las denuncias que pesaban en su contra en el Consejo de la Magistratura; en el otro, los que destacaban las causas que llevaba adelante, en las que investigaba presuntos hechos de corrupción y tenía como principal apuntada a la actual vicepresidenta, Cristina Kirchner.
  
En el medio, o mejor dicho a un costado, estaban los hacedores de memes y chistes humor negro.
  
La Argentina de la grieta sigue encontrando en las redes sociales terreno fértil para crecer y ampliarse.

Por su parte, la Casa Rosada prefirió el silencio sobre la noticia y los principales funcionarios del Poder Ejecutivo evitaron pronunciarse al respecto, mientras el presidente Alberto Fernández se encuentra en plena gira por Europa.

«Sin comentarios», fue la respuesta unánime de los colaboradores del mandatario que recorren a diario el edificio de Balcarce 50.

Ante un ambiente político dividido entre los que criticaban la labor de Bonadio y los que reclamaban que continuaran las causas por supuestos hechos de corrupción, los principales funcionarios nacionales prefirieron no expresarse al respecto hasta al momento.

Por su parte, el abogado Gregorio Dalbón, que representa a la vicepresidenta, Cristina Kirchner, consideró que con el fallecimiento del juez federal Claudio Bonadio «se muere una parte muy oscura» de la Justicia.
  
«Con Bonadio se muere una parte muy oscura de la Justicia, se muere la arbitrariedad, el derecho creativo. Era el juez de la Embajada de Estados Unidos, era el que tenía que hacer el lawfare para que Cristina terminara en la cárcel», sostuvo el letrado.
  
De todos modos, aclaró: «No es algo que me alegre, porque me hubiese gustado que pague por todo lo que hizo».