Inicio El Pais "Matala porque nos vio", dijeron los atacantes de Puerto Deseado

«Matala porque nos vio», dijeron los atacantes de Puerto Deseado

Cecilia, la mujer que encontró a María Mercedes tras ser violada en la localidad santacruceña de Puerto Deseado, contó este viernes que junto a su familia, vivió una situación realmente de mucho miedo porque «acá nadie anda con armas ni cuchillos» y recordó que la víctima le comentó que los atacantes dijeron: «Matala porque nos vio» .

«Nos encontrábamos en el autódromo haciendo un poco de deportes con mi hermana menor, mi esposo y mi sobrino y cuando terminamos de dar toda la vuelta al circuito vemos a una persona toda ensangrentada entrando al salón de usos múltiples que tiene el lugar», relató Cecilia.

La víctima, María Mercedes, ingresó al salón y, según el relato de la mujer, pedía que la ayudaran, por lo que llamaron al número de emergencias 101 y al rato se acercó un patrullero.

«Ella nos comentó que vino de Salta a ver a su hijo que trabaja en una maderera y vino acá con su hijo menor de 4 años que luego nos contaron que lo habían asesinado. El hijo la acercó a la costanera, que es un lugar muy rocoso y tiene un paisaje muy hermoso, y dijo que a ella le gustaba porque de donde vino no hay estas bellezas naturales», comentó Cecilia en diálogo con el canal de noticias TN.

La mujer contó además que ella y su familia se encontraron con la víctima alrededor de las 15.30 de este jueves, por lo que sospecha que ella se habría desmayado tras ser golpeada brutalmente y habría permanecido cerca de una hora desvanecida.

«Ella nos contó que la abordaron dos hombres con un arma blanca, y mientras uno tenía al nene, la metieron a una cueva y abusaron de ella. Ahí debe haber quedado desmayada y dijo que la golpearon para matarla. ‘Matala porque nos vio, matala’, dice que decían (los atacantes) y le pegaron con una piedra, y que después se fueron con el nene y se llevaron el celular», relató Cecilia.

RELATO DEL MARIDO.

El marido de la mujer que fue violada en la localidad santacruceña de Puerto Deseado y padre del nene asesinado, dijo este jueves que está «muy dolido» por la situación que está viviendo y pidió ayuda económica para poder viajar desde Salta, donde vive, para poder ir a contener a su pareja.

Celso, el marido de María Mercedes, que vive en la localidad salteña de Rosario de la Frontera, contó que pudo hablar con su esposa, que «está muy lastimada» y que «no se puede contener. Solo podía decir mi bebé, mi bebé «.

En diálogo con el canal de noticias TN, el hombre sostuvo: «No sé qué hacer. Estoy muy dolido. Ella salió a caminar, le gustaba ir a la costa a caminar con el chico. Mi hijo más grande se fue a trabajar y ella se quedó a pasear. Pasó en ese momento. No lo puedo creer».

Celso contó también que su esposa había viajado a Puerto Deseado con su hijo menor, para visitar a otro de sus hijos que trabaja allí en una carpintería.

Tras la entrevista, trascendió que el intendente de Rosario de la Frontera, Gustavo Solís, anunció que pudo coordinar con su par de Puerto Deseado los medios para que el hombre se reúna con su familia.

Por el momento, la Policía detuvo a dos sospechosos. (NA).