Moyano: “No se descarta nada”

CAMIONEROS RATIFICO EL RECLAMO SALARIAL DEL 27%

El líder camionero, Hugo Moyano, ratificó ayer el pedido de aumento salarial del 27%, les pidió a las patronales del sector no dejarse amedrentar por supuestas presiones del Gobierno para no avalar un incremento por esa cifra, y advirtió: “No se descarta nada, ni un paro, ni un abrazo con los empresarios. Que ellos elijan”.
El ex jefe de la CGT se pronunció así durante una conferencia de prensa ofrecida junto a su hijo y secretario adjunto del sindicato, Pablo Moyano, en un hotel del barrio de Constitución, tras haber encabezado el Congreso Extraordinario de la Federación Nacional de Camioneros en el que fue facultado para tomar “las medidas necesarias” en pos de conseguir el objetivo de la suba salarial del 27%.
El jueves se hará la reunión en el Ministerio de Trabajo y si no hay acuerdo el lunes arrancarían asambleas en los lugares de trabajo.
“El congreso me ha dado las facultades para tomar las determinaciones que sean necesarias si no hay respuesta con respecto al pedido concreto de aumento salarial que hemos comunicado al sector empresario”, sostuvo Hugo Moyano.

Negociación.
El líder sindical señaló que no cree que “los empresarios se nieguen” a dar el aumento del 27%, pero planteó que la negociación de todas formas podría complicarse por presiones de la Casa Rosada.
De esta forma, Moyano desafía la pauta que promueve el macrismo reclamando un 27%, cifra que supera ampliamente la pauta oficial del 15% por el cual ya firmaron varios gremios de la CGT, aunque con cláusula de revisión por si la inflación supera ese número.
“Primero vamos a discutir. No creo que los empresarios se nieguen. Puede haber mermado el trabajo, pero están en condiciones de pagar la cifra que hemos reclamado”, evaluó Moyano.
No obstante, agregó: “Aducen que el Gobierno no los deja, no les permite. Que elijan, los gobiernos pasan, los trabajadores quedan. Que elijan si quieren andar bien con nosotros, pagando el sueldo que corresponde, o andar bien con el Gobierno poniendo las políticas que le exigen”.

Paro.
Consultado sobre si analizaba la posibilidad de lanzar un paro para presionar a las cámaras empresarias para que otorguen el aumento salarial solicitado, el ex líder de la CGT aclaró que “no se descarta nada: ni un paro ni un abrazo con los empresarios” e insistió en el desafío: “Que ellos elijan”.
El día anterior, su hijo Pablo no descartó que Camioneros implemente una huelga como la que se está realizando en Brasil, donde hace ocho días el vecino país se encuentra paralizado y con desabastecimiento de mercaderías por la medida de fuerza, frase que motivó este martes un cruce con el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta.
Moyano envió también un mensaje a la Casa Rosada, particularmente al ministro de Trabajo, Jorge Triaca, para que avale el aumento en caso del visto bueno empresario.
“Si el Gobierno se interpone a que logremos ese salario que estamos reclamando, la pelea va a ser contra el que se ponga adelante. Los enemigos no los elegimos nosotros, los eligen ellos”, señaló.
En medio de su enfrentamiento con el Gobierno y tras la masiva marcha que Camioneros concretó el pasado viernes 25 de mayo junto a otras organizaciones sociales y partido políticos opositores, el sindicato de los Moyano justificó que el pedido del 27% de aumento “representa el número actual y aproximado de la inflación”.
A la pelea con la Casa Rosada, se suman los allanamientos que la Justicia ordenó semanas atrás en distintas sedes de Camioneros en el marco de las causas judiciales que se siguen contra los Moyano por presuntos pedidos de coimas y extorsión a empresarios del transporte. (NA)