“No se puede gobernar con miedo”

MILAGRO SALA LE ESCRIBIO UNA CARTA A GERARDO MORALES

La encarcelada dirigente social Milagro Sala acusó ayer al gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, de “no cumplir con ninguna de sus promesas de campaña” y aseveró que “no se puede gobernar con miedo”, en una carta dirigida al mandatario provincial, que hizo pública.
“Con humildad Gerardo, te pregunto: ¿a qué le tenes tanto miedo? ¿Por qué tanta obsesión contra mí? ¿No te alcanza con tenerme detenida desde hace casi 7 meses que ahora también querés ponerme un bozal? ¿No te alcanza con tener todo el aparato del Estado puesto al servicio de perseguirme a mí y a mis compañeros?”, escribió Sala en la misiva a Morales que se conoció este mediodía.
En su crítica al gobernador, Sala le dice: “No cumpliste con ninguna de tus falsas promesas de campaña. Con suerte, a los cooperativistas que por miedo o desesperación aceptaron agachar la cabeza y rendirse a tus pies, no les diste más que migajas. Prometiste sueldos de 8.500 pesos y no les diste más de 2.500”.
“Cuando termines tu mandato no vas a haber construido en la provincia ni la mitad de lo que hicimos nosotros” en materia de viviendas sociales e infraestructura barrial, lo desafió.
Sala también dijo a Morales que está “dejando sin trabajo a 800 trabajadores del Ingenio La Esperanza -en donde tuviste responsabilidad de la quiebra junto con tu socio Eduardo Fellner- para beneficiar a tu amigo Blaquier. A fin de año cierra Mina Pirquitas. Cientos de empleados públicos hoy son nuevos desocupados”.
También le reprochó “avalar los tarifazos en la provincia; nuevos contratos que sólo benefician a los radicales y a tus socios históricos mientras que para el pueblo, para los más humildes, nada”.
Sala se mostró como “única opositora” al gobierno de Morales y le escribió: “Tenés miedo de darme la libertad” y “no podés soportar que mantenga, a pesar de todo lo que me estás haciendo, mis convicciones”.
“Pero no se olvide, Gerardo, que el poder no es eterno y que ya va a llegar la hora en que tengan que rendir cuentas a la gente, que es la que verdaderamente importa”, concluyó Sala, encarcelada desde hace casi siete meses en el penal de Mujeres del barrio Alto Comedero, en la capital provincial.
Por otra parte, los abogados de Sala aseguraron que “no existe ninguna razón” para un eventual traslado de la encarcelada dirigente social y diputada del Parlasur a una prisión federal. (Télam)

Compartir