Inicio El Pais Pese a los "cambios enormes", continúan los reclamos

Pese a los «cambios enormes», continúan los reclamos

SEXTO ANIVERSARIO POR NI UNA MENOS

La ministra de Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta, ponderó ayer los «enormes» cambios en los últimos seis años contra la violencia de género, aunque reconoció la dificultad para bajar los índices de los delitos más extremos, en el marco de la actividad central convocada por Ni Una Menos, en su sexto aniversario.
«Basta de femicidios, travesticidios y transfemicidios!», «Ley de cupo laboral travesti trans ya!» y «efectiva implementación de la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo», son algunas consignas que desde las redes sociales o con carteles colgados en balcones, por el contexto de pandemia, conmemoraron la fecha. «Pese a todo lo que falta, que es mucho, no logramos bajar ciertos índices, sobre todo los delitos más extremos. Los cambios en estos seis años fueron enormes y el ministerio que tenemos es producto de esa lucha», manifestó, en este contexto, Gómez Alcorta en declaraciones al Destape Radio. La ministra destacó que «lo que sucedió el 3 de junio hace seis años con el #NiUnaMenos no quedó ahí, se hizo potencia, se hizo escucha».

Cartelazo.
La fecha fue conmemorada ayer con un «cartelazo» con reclamos por la violencia de género y las cifras de femicidios y trans travesticidios que continúan ocurriendo en la Argentina, que convocó a cientos de personas en las redes sociales ante la necesidad de mantener los cuidados debido a la pandemia de coronavirus. Algunas de las consignas que mostraban las fotos y carteles son «Basta de femicidios, travesticidios y transfemicidios! Reforma judicial feminista», «Aparición con vida de Tehuel», en referencia al joven trans desaparecido desde el 11 de marzo; y «Ley de cupo laboral travesti trans ya!».
Otros pedidos que circularon en redes y también en balcones y ventanas de hogares, instaron a la «efectiva implementación de la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo», «Basta de violencia económica de las corporaciones» y «Trabajadorxs somxs todxs. Vacunación y salarios por encima de la inflación para promotorxs de género, trabajadorxs estatales y esenciales».
Personalidades del feminismo y transfeminismo también se sumaron a la iniciativa con los hashtags #NiUnaMenos #3J y #Cartelazo y en las historias del perfil de Instagram de Ni Una Menos se podían ver las distintas publicaciones.

Avances.
Al respecto, Gómez Alcorta destacó los avances logrados en materia de lucha contra la violencia y la igualdad de la mujer y aquello que aún resta por realizar. «Necesitamos municipios y provincias que tengan áreas de género muy potentes. Cuando asumimos solo había un 30% con ese área de los 2.300 municipios del país», dijo, y agregó que «ahora también hay áreas de género en la provincia de Santa Fe, y Córdoba ya lo tenía». Asimismo, remarcó la decisión del presidente de crear el Ministerio, «porque es hacerse cargo de que tenemos un problema».
Gómez Alcorta consideró: «El fenómeno de los femicidios es enorme, no lo tenemos que pensar solo como violencia física: la violencia no es sólo física, es económica, psicológica, simbólica y mediática». También resaltó la creación del programa Acompañar que, dijo, «es el más grande que tenemos». La iniciativa busca «acompañar a las mujeres en situación de violencia de género con 6 meses de apoyo económico; si bien no es algo que pueda solucionar los problemas, es un salario mínimo vital y móvil, y estuvo dentro de las demandas de la lucha de las mujeres», afirmó.

Histórico.
La ministra también aseguró que «la legalización del aborto es un hito histórico, por el vínculo que también tiene con las violencias», y destacó el avance «muy fuerte» que realiza el Estado respecto a la legalización del aborto, con la provisión de Misoprostol desde el programa Remediar.
La diputada del Frente de Todos Cristina Álvarez Rodríguez afirmó que «las demandas son múltiples, como las violencias que viven a diario las mujeres y diversidades», y refirió que desde el Congreso siguen «trabajando para construir leyes con perspectiva de género». (Télam)