Inicio El Pais Producen robots y tractores inteligentes en Misiones

Producen robots y tractores inteligentes en Misiones

PRIMERA INDUSTRIA DE MOVILIDAD AVANZADA

Faniot, la compañía electrónica de Misiones, fabricará vehículos eléctricos y autónomos de diseño y desarrollo propio con el apoyo del gobierno provincial. La planta se establecerá en el Parque Industrial de Posadas y los vehículos llevarán la marca Hamelbot. Es un consorcio mixto, con participación mayoritaria del Estado misionero y además de empresarios, como el director ejecutivo Martín Bueno, el directorio de la firma incluye al ministro de Educación, Miguel Sedoff, y el diputado Lucas Romero.
«El proyecto comenzó hace dos años, con el primer robot autónomo para la agricultura familiar presentado en la localidad de Los Helechos. Esa fue la primera vez que un sistema autónomo para el agro tomó contacto con la tierra en Argentina» recordó Martín Bueno. Misiones tiene «un ecosistema único en Ciencia y Tecnología. Fue pionera con la primera Escuela de Robótica del país y también con la Escuela Secundaria de Innovación, inaugurada el año pasado en Posadas, integrada al proyecto Silicon Misiones», agregó.
Hamelbot planea producir las primeras unidades en tres meses y anunció la creación de 150 puestos de trabajo en tres años, principalmente en las áreas de Ingeniería y Producción.
Esta semana la compañía presentó tres prototipos: el robot Huampa Serie I, diseñado para agricultura familiar y dirigido a producción intensiva de pequeña y mediana escala; el tractor eléctrico autónomo Huampa Serie II, para Agricultura de Precisión que reduce la compactación del suelo y el automóvil eléctrico C-R2 con inteligencia artificial y sensores que ofrecen al usuario datos de su entorno.
«El robot Huampa I permite recorrer chacras chiquitas de hasta 5 hectáreas, tomando imágenes y comprobando datos de humedad en forma totalmente autónoma. El Huampa II es un tractor, capaz de traccionar cualquier elemento: igual al tractor tradicional, pero autónomo, eléctrico y con energía solar».

Público-privado.
Bueno también es cofundador de SmartCultiva, empresa que desarrolla software y productos IOT (desde nanosensores hasta automatización de procesos en la industria agro tecnológica), que se asoció al Estado misionero para crear la primera fábrica argentina de nanosensores. «Las asociaciones público-privadas son los nuevos modelos que se desarrollan el mundo para proyectos de gran envergadura en ciencia y tecnología. Tienen gran flexibilidad de escala y permite generar conocimiento y tecnología que quedan en el país, algo que difícilmente suceda con firmas totalmente privadas, cuyos compromisos interesan a accionistas y no al Estado». Además, su localización en un Parque Industrial y de Innovación y su «cercanía con Paraguay y Brasil, nos posicionan en un lugar estratégico para la exportación».
Si bien adelantó valores de referencia para los vehículos, Bueno recordó que todavía se encuentran en etapa de desarrollo: el robot Huampa I podría costar unos 10 mil dólares, al igual que el auto eléctrico C-R2, mientras que el tractor eléctrico Huampa II, unos 35 mil.

Nacionales.
«La producción de prototipos se hizo íntegramente con materiales nacionales, salvo el motor, que es importado. El resto, ruedas, volantes, ejes de transmisión, elementos de fibra (vidrio y carbono), proviene de la industria automotriz local».
Los tres están prácticamente terminados. «Están acabando las coberturas de fibra y pronto pondremos los modelos en exhibición», anunció Bueno. Actualmente, la fábrica cuenta con una planta de diez profesionales entre ingenieros y técnicos especializados en Robótica y Movilidad Sustentable, a quienes «se sumarán más de 50 personas en los próximos doce meses».
Bueno fue creador del primer servicio online de Argentina en los 80′ (Los Pinos II BBS) que luego se convertiría en el principal proveedor del país. Durante los ’90, fundó el portal de e-Commerce fiera.com y la primera empresa global para delivery de comidas e-food.com, con base en Estados Unidos. Y en 2017 fue convocado por la NASA para desarrollar tecnología de nano censado para el programa «Marte 2030» a través de su empresa SmartCultiva.
(Télam)