Inicio El Pais "Un dislate jurídico de magnitud"

«Un dislate jurídico de magnitud»

FERNANDEZ REAFIRMO SU APOYO AL PROYECTO DE PEROTTI Y AFIRMO QUE ES UN PROYECTO SUPERADOR

El presidente Alberto Fernández cuestionó ayer el fallo de la justicia de Reconquista que restituyó al directorio de Vicentin y advirtió que si el magistrado que sigue la causa «dice que no» a la propuesta presentada por el gobernador de Santa Fe, Omar Perotti, «no queda otro camino posible más que el de la expropiación». De esta manera, el jefe de Estado rechazó que haya dado «marcha atrás» con su idea, luego de la reunión que mantuvieron el viernes en la noche Fernández y Perotti en Olivos, donde el mandatario santafesino le presentó un proyecto de intervención de la cerealera pero «sin expropiación».
Se trata de un proyecto mediante el cual la provincia de Santa Fe, a través de la Inspección de Personas Jurídicas, solicitará a la justicia que interviene en el concurso de acreedores, la «conformación de un órgano de Intervención» durante todo el plazo que se extienda el proceso judicial y que no contempla una instancia de expropiación.
El viernes también el juez de primera instancia en lo Civil y Comercial de la ciudad santafesina de Reconquista, Fabián Lorenzini, aceptó restituir la administración de la empresa Vicentin SAIC a sus directivos, por un plazo de 60 días, y otorgó el rol de veedores a los interventores designados por el Poder Ejecutivo. En su fallo, el magistrado se declaró incompetente respecto del planteo de inconstitucionalidad sobre la medida adoptada por el gobierno nacional, presentado por accionistas de la cerealera santafesina.

Expropiación.
En sus declaraciones de ayer a la radio El Destape, Fernández aseguró que el fallo judicial es «un dislate jurídico de magnitud» y planteó que si el juez de Reconquista no autoriza el planteo realizado por el gobernador Perotti de buscar la solución «vía concurso», «no habrá otro camino más que la expropiación». La propuesta de Perotti es una «alternativa superadora» a la iniciativa que el Gobierno nacional dispuso mediante el Decreto de Necesidad y Urgencia 552, ya que si bien prevé una intervención en la conducción de la cerealera no contempla la alternativa expropiatoria con la cual se pensaba avanzar mediante su análisis en el Congreso, el punto más resistido desde distintos sectores empresariales.
El escrito preparado por la inspectora general de Personas Jurídicas, María Victoria Stratta, plantea al juez que lleva adelante el proceso concursal de Vicentin, que disponga «la intervención judicial» de la empresa y la «conformación de un Órgano de Intervención» a través de tres personas para que intervengan en el proceso del concurso de acreedores.
Con un elogio al trabajo de Perotti y el respaldo a la propuesta que evita la expropiación, el Presidente dijo que apoya la «iniciativa alternativa», ya que «es un camino distinto que busca la solución vía el concurso de acreedores, pero pide la intervención de Vicentin en los mismos términos que el DNU y nombra a los mismos interventores».

Microclima.
Durante la entrevista, Fernández cuestionó en duros términos el fallo judicial conocido ayer: «Discrepo absolutamente con el fallo del juez, es disparatado. Lo que hizo es un dislate jurídico de magnitudes, lo que hizo fue decir que no puede opinar sobre el DNU pero que no se cumpla», afirmó el mandatario. «El juez ha tenido más en cuenta el microclima de la zona que los criterios de Justicia. Él es un juez concursal y yo soy el Presidente de la República y hay que explicarle que los DNU son leyes, tienen el peso de las leyes», continuó.
En tanto, dijo que no lo «preocupa» el ‘banderazo’ que se realizó ayer en distintas partes del país en rechazo a la decisión del gobierno de intervenir la empresa y agregó: «Creo que es gente que está confundida».

Compañía mixta.
Al igual que en otras oportunidades, Fernández explicó que «el objetivo del Estado es rescatar una importante empresa como Vicentin, que está quebrada, casi ni opera y debe cien mil millones de pesos» y sostuvo que sigue «buscando los consensos y acuerdos» para que el Estado se haga cargo de la empresa. El jefe de Estado admitió que «hay un rechazo social a la palabra expropiación» pero recordó que «está en la Constitución desde siempre», y se volvió a manifestar «absolutamente dispuesto a encontrar una solución alternativa».
Por su parte, el gobernador Perotti afirmó ayer que la propuesta que le presentó el viernes al Presidente se enmarca «en una opción para rescatar la empresa» y transformarla en una compañía «mixta», adoptando una herramienta «diferente a la expropiación».

Peñafort recomendó apelar el fallo.
La directora de Asuntos Jurídicos del Senado de la Nación, Graciana Peñafort, consideró ayer que el fallo del juez Fabián Lorenzini, que restituyó la administración de Vicentin a sus directivos y otorgó el rol de veedores a los interventores designados por el Ejecutivo, «no tiene fundamentos y es arbitrario», por lo que sugirió que «el Estado debe apelar y dar la pelea judicial». «El fallo que anula la intervención de Vicentin no tiene fundamentos, es arbitrario, porque no cita ninguna norma, ya que no existe una norma para hacer lo que hizo el juez», señaló Peñafort, y agregó: «El juez Lorenzini hace de cuenta que es presidente».
El viernes, el juzgado de primera instancia en lo Civil y Comercial de la ciudad santafesina de Reconquista aceptó restituir la administración de la empresa Vicentin SAIC a sus directivos, por un plazo de 60 días, y otorgó el rol de veedores a los interventores designados por el Poder Ejecutivo En el fallo, el juez Lorenzini se declaró incompetente respecto del planteo de inconstitucionalidad sobre la medida adoptada por el gobierno nacional, presentado por accionistas de la cerealera santafesina.

Absurdo jurídico.
En declaraciones a radio El Destape, Peñafort cuestionó ayer el fallo: «El juez Lorenzini dijo que no podía declarar la inconstitucionalidad del decreto, pero luego hace un absurdo jurídico porque si no declara la inconstitucional, entonces es un decreto válido. Sin embargo, el juez llama a no cumplirlo».
La letrada también cuestionó al magistrado, ya que en el fallo emitido el viernes «ordena desobedecer un decreto al que dice que no puede declarar inconstitucional». «El juez puede declarar inconstitucional un decreto, pero no puede modificarlo; eso es ilegal», remarcó la directora de Asuntos Jurídicos del Senado, y aseguró: «Lo primero que debería pasar es que el Estado apele la medida del juez Lorenzini; correspondería apelar y dar la pelea judicial».
«El precedente judicial de inventar el derecho no puede pasar», dijo la abogada, quien además señaló: «No conozco ningún concurso de acreedores que haya funcionado con los niveles de endeudamiento que tiene Vicentin». Finalmente, Peñafort sostuvo que «el concurso de acreedores se creó para que la empresa pueda pagar, pero ni Correo Argentino ni Vicentin quieren pagar» y, en esa línea, recordó que la empresa «no les hizo ninguna propuesta a los acreedores y eso demuestra que no quiere pagar». (Télam)