Inicio El Pais Un muerto y siete contagiados de coronavirus en un geriátrico

Un muerto y siete contagiados de coronavirus en un geriátrico

Una persona murió y otras siete contrajeron coronavirus en un geriátrico del barrio porteño de Parque Avellaneda, en cuyas puertas se reunieron hoy los familiares de adultos mayores alojados en el establecimiento para reclamar a las autoridades del PAMI y del Gobierno porteño que se realicen testeos a 46 residentes.

«Confirmamos una muerte y siete personas contagiadas», dijo a la prensa Mónica Roque, secretaria de Derechos Humanos, Gerontología Comunitaria, Género y Políticas de Cuidado del PAMI, antes de ingresar al geriátrico Hogar San Lucas, que tiene convenio con la obra social de jubilados y pensionados.

Al respecto, el coordinador médico del PAMI, Eduardo Pérez, afirmó en declaraciones a los medios que la obra social de jubilados y pensionados «no tiene gobernabilidad sobre el geriátrico» porque es privado, y dijo que esa institución debe «estar regulada y habilitada por el gobierno porteño».

«No hay ningún profesional que siga a los afiliados. Desde el sábado, que fue el último compromiso que asumió la institución y retiramos al último afiliado, no ha venido ningún profesional médico para continuar con el seguimiento del caso», sostuvo Pérez.

El funcionario denunció que «las condiciones de seguridad en este geriátrico no están garantizadas, como tampoco el seguimiento de los profesionales médicos», y añadió que se trasladará a los 46 adultos mayores que permanecen en el lugar.

«El sistema de ambulancia está activado y tenemos la lista de los lugares a donde van a ser trasladados. Por supuesto, se le avisará a cada uno», señaló.

Esta tarde ya había comenzado el traslado de las personas que permanecían en el geriátrico. Tres de ellas fueron llevadas al hospital Santojanni y en el lugar había 10 ambulancias para transportar al resto de los adultos mayores.

Pérez informó que aún queda pendiente la realización de un test y que PAMI brindó al lugar elementos de para la desinfección y el armado de viandas.

El pasado sábado un grupo de adultos mayores del geriátrico que se encontraban con síntomas de la Covid-19 fueron derivados a distintos hospitales porteños, donde uno falleció con un positivo confirmado, lo que hizo que los familiares del resto de los internos iniciaran un reclamo para saber cómo está la situación dentro del establecimiento, explicaron los familiares a Télam.

«Nos dijeron que una persona estaba con fiebre el sábado a la tarde. El domingo nos enteramos que había siete casos positivos y un muerto. El lunes hubo un administrativo que pudo juntar a todas las familias y terminó relatando cuál era la situación», contó a Télam en la puerta del geriátrico Gustavo Peralta, cuya madre de 83 años se encuentra allí.

En tanto, Roque sostuvo en diálogo con la prensa dijo que la residencia es «hoy es un lugar seguro». «El PAMI desinfectó el lugar», y los adultos mayores «están aislados», enfatizó.

«El lunes mandamos gente del PAMI a ver el geriátrico. Estamos trabajando fuertemente para que la gente mayor no se contagie», señaló Roque antes de ingresar a «ver cómo está la situación adentro».

Según precisaron los familiares, los adultos mayores se encuentran aislados en habitaciones de 3 o 4 personas, por eso reclaman que las autoridades informen cómo es la situación dentro del establecimiento y que les hagan testeos de coronavirus a las 46 personas que viven allí.

Yanina Miragaya, coordinadora de epidemiología del PAMI, aseveró que la institución «le pidió a Ciudad que haga el testeo», y aseguró que las pruebas «se van a hacer».

«Quiero saber si mi mamá es negativo o positivo así la puedo salvar», gritaba, en tanto, una de las familiares que participó del reclamo.

Un comunicado del Hogar San Lucas enviado a los familiares de quienes viven allí indicó que «son siete los casos de la Covid-19 positivos y tres pendientes de resultado; una persona fallecida y el resto alojados con normalidad».

«Creeríamos que el caso 0 fue originado por un auxiliar de enfermería que ocultó los síntomas de aquella enfermedad al ingerir paracetamol unos cinco días antes de faltar a su trabajo, para lo cual presentó certificado médico con fecha 16 de abril de 2020», aseguró el texto enviado a familiares. (Télam)