Inicio El Pais Vacunarán a los docentes

Vacunarán a los docentes

CREAN SISTEMA PARA MONITOREAR LA INMUNIZACION

La ministra de Salud, Carla Vizzotti, anunció el martes el comienzo de la campaña de vacunación contra el coronavirus para el personal docente, que será inmunizado con las dosis del laboratorio chino Sinopharm y dividido en cinco grupos prioritarios.
Vizzotti hizo el anuncio durante la reunión del Consejo Federal de Salud (Cofesa), poco después del despegue de un vuelo de Aerolíneas Argentinas con destino a Beijing para traer al país 904.000 dosis de la vacuna de Sinopharm.
Vizzotti y el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, confirmaron ante los titulares de las carteras de Salud de todo el país el inicio de la inoculación del personal docente a partir del arribo, el jueves, de la vacuna SARS COV-2, desarrollada en China.
«Se ha decido destinar las vacunas de Sinopharm al personal docente y no docente de las escuelas, que abarca una población total de 1.458.000 en todo el país», destacó, por su parte, el ministro de Educación, Nicolás Trotta, quien afirmó que, de este modo, quedaron ratificados los «consensos construidos en el seno del Consejo Federal de Educación».
Según consignó Trotta, los cinco grupos priorizados para recibir la vacuna son los de personal de dirección y de docentes de nivel inicial y primer ciclo primario de educación especial, además del personal de apoyo a la enseñanza.
Los tres grupos restantes son los docentes de nivel primario, del segundo ciclo de 4° a 6°/7° grados; nivel secundario y, por último, docentes y no docentes de institutos de educación superior y universidades.
El anuncio del inicio de la inoculación de los docentes, esperado por los sindicatos del magisterio, se da en un marco auspicioso debido al reinicio de las clases presenciales en los colegios de todo el país, luego de casi un año de haberse suspendido la modalidad presencial por la llegada del coronavirus.
Vizzotti firmó el domingo pasado la resolución 688/2021 que autoriza con carácter de emergencia la vacuna SARS COV-2, desarrollada por Sinopharm en colaboración con el Laboratorio Beijing Institute of Biological Products de la República Popular China.

Nuevas dosis.
Aerolíneas Argentinas traerá desde China un millón de dosis de la vacuna Sinopharm en un vuelo que partió ayer a la tarde rumbo a Beijing y que tiene su retorno previsto para el próximo jueves, antes de la medianoche.
El Airbus 330-200, matrícula LV-GIF, con la nominación AR1050, despegó a las 13.08 desde Ezeiza y en su viaje de ida realizará una escala en el aeropuerto de Barajas, en Madrid, para recargar combustible, antes de continuar con su periplo hacia la capital china.
La salida del vuelo fue anunciada por el presidente de Aerolíneas, Pablo Ceriani, a través de su cuenta en la red social Twitter, en la que señaló que «para el traslado de las vacunas, que en este caso requieren de una refrigeración entre 2º y 8 °, se utilizarán envirotainers», que son contenedores especiales con control activo de temperatura.
En este caso, según la información suministrada por el Ministerio de Salud, la partida comprende un millón de dosis de Sinopharm que permitirán inmunizar a 500.000 personas, ya que este fármaco, como la mayoría de las vacunas contra la Covid-19, requiere de dos aplicaciones.

Monitoreo.
El Gobierno nacional informó la creación de una comisión que se encargará de monitorear la trazabilidad de la inmunización contra el coronavirus del «personal estratégico», al tiempo que se establecieron los requisitos que deberán cumplimentar quienes quieran acceder a las vacunas bajo esa categoría.
Así se decidió en la reunión virtual encabezada por la ministra de Salud, Carla Vizzotti, con los expertos que integran la Comisión Nacional de Inmunizaciones (CoNaIn).
El encuentro se realizó luego de que el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y la flamante titular de la cartera sanitaria acordaran el lunes un esquema de trabajo para garantizar la eficiencia y la transparencia del sistema de vacunación contra el coronavirus, luego de las anomalías que se detectaron y que motivaron la renuncia de Ginés González García como autoridad máxima del sistema de Salud.
Según se informó en un comunicado, se trabajó sobre una definición técnica del «personal estratégico» y, adicionalmente, se anunció la implementación de un nuevo sistema de monitoreo para ese tipo de casos.
Respecto de la definición, ahora deberán tenerse en cuenta «los alcances de la función, el riesgo y la exposición» de la persona que pretenda ser inoculada.
Además, para acceder a la vacuna, se deberá solicitar autorización previa a la cartera sanitaria y será obligatorio firmar un formulario para dar permiso a la difusión de datos personales en un registro público. (Télam)