Barrera: la policía ya no controla

El puente interno que une la localidad pampeana de La Adela con la rionegrina Río Colorado ya no cuenta con el control policial que se había impuesto hace unos días con el objetivo de frenar el ingreso de carne con hueso desde nuestra provincia hacia el distrito vecino. Según informó el diario Río Negro, la inspección solo duró 48 horas porque no hubo acuerdo sobre quién pagaría los adicionales de la fuerza.
El refuerzo de esos controles se implementó el jueves 30 de junio por el personal del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) y se prolongó hasta el viernes 1 de este mes. Sin embargo, desde el sábado 2 la policía quitó su colaboración en la barrera zoofitosanitaria “debido a que no se efectivizó el contrato entre el gobierno rionegrino y el Senasa por el pago de los adicionales del personal que le brindaba custodia a los barreristas, al momento de realizar las revisaciones en los vehículos”, aseguró el matutino.
La medida se había puesto en marcha después de las quejas de los carniceros de Río Colorado, quienes viejo bajar sus ventas hasta en un 60 por ciento por la diferencia de precio en la carne que se vende en La Adela. De acuerdo a los comerciantes, la diferencia ronda entre el 40 y el 55% prácticamente en todos los cortes.
Vale recordar que el gobierno pampeano insiste desde hace tiempo con la apertura de la barrera ya que pretende vender su producción de carne con hueso en la Patagonia, algo a lo que se opone rotundamente la administración rionegrina. El gobernador Carlos Verna tiene en estudio una demanda judicial por esa cuestión y en los próximos días podrían producirse novedades si es que la prohibición se mantiene.

Revisación.
Según el informe periodístico, la acción de control tiene por objetivo hacer más eficientes las tareas de inspección, al contar con apoyo policial. El puesto cuenta ahora con un agente del Senasa por turno que debe revisar todos los vehículos que ingresan a la región rionegrina para resguardar el patrimonio zoofitosanitario de la Patagonia.
“Nunca recibimos una notificación por escrito ni del Ministerio de Producción de la provincia de Río Negro, ni de las autoridades de Senasa, de quién se iba a ser cargo del pago de los adicionales de los agentes y después de unos días, en los que se mostraron las buenas intenciones, el personal de la Policía le quitó la ayuda, hasta que se confirme quien pagará las extras”, dijo una de las fuentes policiales consultadas por Río Negro.

Compartir