“De forma arbitraria y unilateral”

BERHONGARAY DIJO QUE MENDOZA SIGUE ACTUANDO "COMO SI LOS RIOS FUERAN PROPIOS"

El diputado Martín Berhongaray (Frepam) se metió en la polémica generada por la decisión del municipio de Malargüe de oponerse al trasvase del río Grande al Atuel por el rechazo al proyecto minero Hierro Indio y pidió garantizar que no se contaminen los ríos interprovinciales, afirmando además que Mendoza sigue actuando “arbitrariamente” en el manejo del agua.
“Si bien es una buena noticia encontrar resistencia en Mendoza al trasvase, sobre el que todos sabemos que es peligroso quitarle al Colorado 34 metros cúbicos por segundo, no hay que perder de vista que la postura de las autoridades de Malargüe no es muy diferente a la del sur mendocino. Actúan como si el Grande fuera de su exclusiva propiedad y deciden arbitrariamente”.
El municipio de Malargüe se opone al trasvase del Grande al Atuel a través de la construcción de la obra Portezuelo del Viento después que la Legislatura mendocina rechazó el proyecto minero Hierro Indio por la presión de los regantes del sur, férreos defensores del uso unilateral del Atuel sin el consentimiento de La Pampa.
“En Malargüe pretenden actuar como si el Grande fuera de ellos, entonces deciden bloquear un trasvase, igual que las autoridades de San Rafael y General Alvear que actúan como si el Atuel fuera exclusivo de Mendoza, por eso nos dejaron a los pampeanos sin un río. Ambos comportamientos son reprochables desde la visión federal”, agregó el diputado Berhongaray.

Reclamo.
En tanto, el dirigente radical expresó su preocupación por el avance del proyecto minero y reclamó a las autoridades de la provincia de Mendoza y del Estado nacional que “adopten las medidas necesarias para garantizar que no existirá el menor riesgo de contaminación de nuestros ríos Colorado y Atuel”.
“Tratándose de los recursos interprovinciales como el Colorado y el Atuel -siguió-, no debe permitirse las actitudes arbitrarias y unilaterales a las que nos tienen acostumbrados en Mendoza y lejos de ponernos contentos con la decisión de Malargüe (de rechazar el trasvase) debemos preocuparnos por advertir que cada vez se encuentra más consolidada en aquella provincia la concepción de que los recursos naturales les pertenecen y pueden disponer de ellos a su antojo”.

Provincialización.
Por otro lado, Berhongaray también apuntó a una iniciativa del Partido Demócrata de Mendoza que pretenden modificar la constitución provincial para declarar al Atuel como un río provincial. “Es un disparate y barbaridad pretender asignarle con una norma provincial o aún nacional, una condición jurídica de estas características a un río”, explicó.
En el marco de la disputa legal entre La Pampa y Mendoza por el Atuel, el legislador agregó: “Los ríos tienen carácter interjurisdiccional no porque lo establezca una norma sino por sus aspectos geográficos, históricos, hidrológicos, agronómicos, que corroboran este dato de la interprovincialidad”, además de un fallo en ese sentido de la Corte Suprema.

Autoridad de cuenca
El diputado provincial Martín Berhongaray destacó la importancia de la integración de los “comité de cuenca, que es una exigencia establecida en la ley 25688 y que a pesar de estar vigente desde el año 2002 aún no fue reglamentada”. Y agregó que “el universalmente aceptado principio de unidad de cuenca exige una administración compartida de todos los recursos naturales pertenecientes a esa cuenca con la necesaria participación de todas las provincias condóminas”.

Cada vez ingresa menos agua
En los dos ríos del oeste pampeano, Atuel y Salado Chadileuvú, ingresa cada vez menos agua al territorio provincial. Así lo informó la Secretaría de Recursos Hídricos tras la reciente campaña de medición en ambos cursos, la que estuvo a cargo de los aforadores Hugo Bonet y Carlos Berdugo.
El resultado de esta nueva campaña de aforos, correspondiente al mes de noviembre, había sido anticipado por el secretario de Recursos Hídricos de la provincia, Néstor Lastiri, al advertir que el Atuel muestra una curva descendente que hace suponer una pronta interrupción de su ingreso a La Pampa. “Según nuestras estadísticas, estaría por cortarse el río si no hay eventos extraordinarios”, vaticinó el secretario en declaraciones realizadas la semana pasada.

Río Atuel.
En la estación Anguero Ugalde, ubicada junto al puente de los Vinchuqueros, el caudal de ingreso la semana pasada era de 1,51 metros cúbicos por segundo, mientras que en octubre estaba en 4,22 m3/segundo. Esta drástica caída hace suponer que en pocos días el río volverá a dejar de ingresar al territorio pampeano.
Un poco aguas abajo, en la estación Jacinto Ugalde, el caudal era de 1,81 m3/segundo, cuando en octubre estaba en 3,98. En el paraje La Puntilla, el caudal era de 1,43 metros cúbicos por segundo y en Algarrobo del Aguila, 1,65 metros cúbicos por segundo. En todos las mediciones, la salinidad dio valores apto para consumo ganadero.

Río Salado.
En la estación de medición ubicada bajo el puente de la ruta provincial 10 -unos kilómetros al este de Santa Isabel-, el río escurre con un caudal de 0,74 metros cúbicos por segundo, más bajo aún que el de octubre, que era de 0,97 m3/segundo.
La salinidad del río revalida su nombre. 55.320 miligramos por litro, un valor altísimo, no apto siquiera para uso ganadero, de acuerdo a la información oficial publicada días atrás.

Casi listas las obras correctivas
Tras las denuncias de organismos y regantes por desvíos ilegales, ya están casi listas las obras en el río Atuel para corregir la situación y evitar extracciones ilegales del curso. Estos desvíos se detectaron en la zona de El Sosneado y en Malargüe.
En las denuncias formales -según informó el diario San Rafael- se apuntaba a los desvíos del curso de agua desde su cauce natural y su ingreso a campos particulares.
En El Sosneado, la obra está lista y solo falta la instalación de la red telemétrica digital, mientras que en La Junta hay un 90 por cientode avance de obra faltando la parte de la telemetría.
Diferente es la situación de Cohiueco donde se ha cortado totalmente el suministro de agua hasta que se realicen las obras pertinentes.
La Subdelegación de Aguas del Río Atuel informó que se ha previsto la organización del sistema de riego de esa zona, con dos posibles técnicos para regular y ordenar el tema del manejo de los caudales en cada una de las dos dotaciones.
En el mes de junio, los regantes legítimos presentaron pruebas de cómo se desviaba el curso de su recorrido natural, dejando a las claras las anomalías y violaciones a la Ley de Aguas de la provincia de Mendoza.
En ese momento, desde la Cámara de Comercio de General Alvear se presentó un informe donde se revelaba su preocupación por la existencia de tomas de agua ilegales en la cuenca del Atuel, a la altura de El Sosneado y La Junta.