Dura réplica del Ejecutivo contra la jueza Fresco

Jorge insistió en que los hechos delictivos se potencian por la droga y el alcohol, y ratificó que los índices actuales son similares a los del año pasado. Desmintió que habitantes de villas bonaerenses vengan a La Pampa.
El gobernador Oscar Mario Jorge calificó ayer como “desacertadas” las declaraciones de la ministra del STJ que habló de “una inseguridad terrible”. El titular del PEP sostuvo que vivimos en una sociedad donde “parece que todos estamos enojados” y, en ese contexto de violencia, se refirió a la agresión sufrida por su hijo Diego, quien recibió un botellazo que le produjo heridas en la cabeza y en el cuerpo.
El gobernador Oscar Mario Jorge dialogó ayer con los periodistas minutos antes de participar de la apertura de un encuentro mutualista patagónico, que tuvo lugar en el Teatro Español. Preguntado por las declaraciones de la ministra del STJ, Victoria Elena Fresco, sobre la inseguridad “terrible” en la provincia, aclaró: “Lo que sé es a través de los diarios, hay que ver la versión del acta (en Diputados), pero si lo que se publicó es lo que ella manifestó, no lo comparto”, sostuvo el gobernador.
Jorge desmintió que habitantes de villas bonaerenses vengan a La Pampa y consigan viviendas sociales, como lo señaló la presidenta interina del STJ. “La gente tiene que tener cinco años de residencia para acceder a una casa; le damos muchos puntos a las personas que son oriundas de un lugar, porque muchas veces sucedió de gente que venía de Mendoza, familias numerosas, y competía (con los locales)”.
-¿No es grave que una ministra del STJ se guíe de un mito o una leyenda para graficar el cuadro de inseguridad en la provincia?
-Lo dijo ella, no lo comparto.
-Dijo que la inseguridad era algo “terrible”.
-Entendemos y comprendemos lo que pasa en la sociedad, por eso tomamos medidas preventivas con la policía, hemos anunciado las inversiones que se harán y por eso digo siempre que la policía no tiene límites presupuestarios; hemos quintuplicado el presupuesto para la policía, hemos dotado de equipos para la detección de delitos y vamos a seguir haciendo inversiones. Esto indica que el Poder Ejecutivo sabe de la situación.
-Pero tanto presupuesto puede implicar que aumenta el delito y por eso se habla de atacar integralmente el problema.
-La cantidad de delitos se mantiene con relación al año pasado, lo que sí reitero es que por la droga y el alcoholismo se dan hechos violentos. Un “profesional” (delincuente) entra a mi casa y si uno le da todo lo que tiene no lo va a golpear porque sabe que si lo detecta la policía va a tener mayor pena.
-Estadísticas policiales dan que en La Pampa el 95 por ciento de los delitos son cometidos por pampeanos.
-Sí, también es cierto que se llevan adelante operativos en los límites de la provincia y que pueden venir a delinquir (foráneos). Tenemos 1.800 kilómetros de límites y estamos conversando con los gobernadores de las provincias vecinas para firmar un acuerdo y hacer una conjunción de políticas, coordinar acciones y esfuerzos. Estuve hablando con el ministro (de Seguridad, Arturo) Puriccelli y hará reuniones regionales de seguridad. El Estado es consciente de lo que está pasando y se están tomando las medidas que tiene a su alcance.
-¿Le va a pedir una explicación a la ministra Fresco, por sus dichos?
-No sé si debo pedirlo o no una explicación. Simplemente es una opinión de una ministra de otro poder que evidentemente podemos decir que es desacertada.

Ipesa.
Sobre el tema drogadicción, Jorge dijo que es “una enfermedad que sufren fundamentalmente los jóvenes, y estamos poniendo sumas importantísimas desde siempre para centros de rehabilitación, acá y en General Pico”.
Resaltó que por su ubicación La Pampa es el paso obligado de la droga hacia el sur del país y que el problema en la provincia si bien es preocupante, no alcanza los niveles de otros distritos.
Refiriéndose al Ipesa dijo que “no tiene como objetivo la recuperación del drogadicto, a veces por la abstinencia se generan problemas y por eso le hemos propuesto a la jueza (del Menor y la Familia) a enviarlos a centros especializados de Buenos Aires, donde hay profesionales para recuperarlos”.
-¿Por qué no tener un centro de esas características en La Pampa?
-Está bien, pero proponemos dentro de lo que son las leyes y el objetivo del Ipesa. Está el caso de Guadalupe, que es sostenido con fondos provinciales.

“Un hecho más”.
“Es un hecho más”, sostuvo el gobernador Jorge al consultársele sobre la agresión sufrida por su hijo Diego, el viernes por la madrugada en un pub santarroseño. Enmarcó lo ocurrido en la violencia existente en la sociedad: “Lo noto en donde voy, no sólo en La Pampa; parece que estamos todos enojados”.
“Lo que le pasó a mi hijo es que había ido a cenar y fue a ese lugar. Estaba con un amigo y cuando se levantaron para irse, el amigo fue al baño y mientras mi hijo conversaba con una señorita que conoce desde hace muchos años, viene por atrás este hombre y le pega un botellazo en la cabeza”.
“El (Diego) se da vuelta y recibe una importante herida en la tetilla izquierda (con la botella rota), que gracias a Dios no le tocó un pulmón. Tuvieron que darle cinco puntos en la cabeza y también en esa herida del pecho”, puntualizó el mandatario pampeano.
“Ahora está en mi casa, tuvimos que hacerle una tomografía para ver si tenía consecuencias (por el golpe en la cabeza), y en principio, aparentemente no. Lo que sí tiene es una herida importante en el pecho”.
Resaltó la atención que le prestaron a su hijo en el hospital Lucio Molas.
El gobernador no quiso conjeturar sobre alguna otra intención en el hecho de violencia, como un mensaje hacia su persona. “Lo que me preocupa es la salud de mi hijo, para lo otro está la justicia. No puedo dar opinión sobre esto; sí puedo decir que Diego no conoce a esa persona y no hubo nada, una pelea o algo. Aparentemente (el agresor) esperó que el amigo se fuera para pegarle un botellazo por atrás”.
“Cuando ocurrió esto, el agresor salió corriendo y mucha gente se levantó y lo empezó a correr para agarrarlo. Eso es lo que puede decir Diego”, agregó Jorge.

Durango: “Fresco quizás se siente impotente”.
“Es evidente que la sociedad se preocupe por la inseguridad, y nosotros como parte de los tres poderes debemos asumir las responsabilidades”, replicó la vicegobernadora Norma Durango, en relación a las expresiones de la presidenta interina del STJ, Victoria Elena Fresco. Describió que la letrada quizás se siente “impotente”, aunque reconoció como positivo las intenciones de la ministra de integrar esfuerzos entre los tres poderes para resolver las problemáticas existentes.
Durango analizó que los legisladores pampeanos, en la actualidad, deben adaptar las leyes a la nueva realidad social respetando las normativas nacionales. “No podemos echarle la culpa a los jóvenes de todos los problemas y decir que la problemática de la droga no tiene solución”, enfatizó. Recomendó que a la juventud con problemas de adicciones debe integrársela con escolarización y trabajo para lograr la salud física y mental de este sector de la sociedad. “Los padres y las familias deben hacerse responsables también pero, de ninguna manera, estoy de acuerdo con aplicar mano dura, y mucho menos con la cárcel”, lanzó.
Durango comparó: “Como existe un libro denominado ‘Ninguna mujer nace para puta’ yo digo que ningún pibe nace para chorro”. La vicegobernadora se refirió a la expresión de Fresco vinculada a la inseguridad como un flagelo provocado por vecinos de otras provincias que presuntamente son beneficiados por el Estado a través de los planes sociales de viviendas.
“En los barrios no hay gente de afuera, eso no es cierto, y si se comprueba me retractaré”, completó.

Ortíz y Villalba “discreparon” con las expresiones de Fresco.
Tras las polémicas expresiones de la presidenta interina del Superior Tribunal de Justicia Victoria Elena Fresco, el ministro de Bienestar Social Raúl Ortíz y el titular de la cartera de Gobierno, Justicia y Seguridad, Leonardo Villalva, expusieron su réplica. A través de un comunicado de prensa oficial, ambos expresaron su “profunda discrepancia” con lo expuesto por la integrante del máximo organismo judicial de la provincia.
“Los funcionarios provinciales coincidieron en sostener que las expresiones de la integrante del Superior Tribunal de Justicia denigran a nuestra sociedad en su conjunto, al considerar a parte de su población (a la sazón la más vulnerable y susceptible de recibir y reproducir conductas no deseadas) como chivos expiatorios de problemáticas multicausales, que involucran a los poderes públicos y a la comunidad”, indica el parte periodístico.
Por su parte, Ortíz afirmó que “considerar al niño o adolescente en conflicto con la ley penal, una suerte de delincuente irrecuperable, conlleva múltiples traducciones pero ninguna proactiva o superadora”. Y amplió: “De allí a desistir de las acciones políticas e institucionales y a procurar la justicia o reparación por mano propia hay un solo paso debido a que ya está muerto quien es nadie para el Estado”.
Por último, el ministro de Bienestar Social indicó que los dichos de Fresco en la Cámara de Diputados (donde se debatía el Presupuesto 2014) excede lo anecdótico por lo que exigió una profunda reflexión y rectificación del Poder Judicial “ya que en manos de uno de sus miembros se encuentra nada menos que la administración de la justicia”.

“No es un vecino más”.
En tanto, Villalva agregó, siempre de acuerdo con el comunicado oficial, que el Poder Judicial también forma parte del sistema de seguridad. “Es una pata importante en el servicio de seguridad, por lo que las declaraciones de Fresco parecieran indicar que el Poder Judicial no es el Estado”, afirmó y agregó que “no sentirse parte de la seguridad le permite no asumir el grado de responsabilidad que le cabe a la Justicia en la actualidad.
“La ministra del Superior Tribunal de Justicia forma parte del Poder Judicial. No es un vecino más y sus opiniones tienen una gran connotación, porque impactan directamente en el ánimo de la sociedad. Las opiniones efectuadas en el marco de una explicación ante los diputados provinciales deberían ser acordes a lo que la sociedad reclama o espera del cuerpo al que pertenecen, no títulos rimbombantes o razonamientos simplistas que nada aportan a la temática concreta”, recalcó.
A su vez, expresó que desde el Derecho Administrativo se dijo que el Poder Legislativo mira hacia el mañana, porque establece leyes que regirán a las personas en el futuro, el Poder Ejecutivo hacia el hoy porque resuelve cuestiones concretas del día a día y el Judicial hacia el ayer porque debe solucionar controversias que ocurrieron en el pasado para dar seguridad jurídica al presente. El ministro de Seguridad entendió que partes de las expresiones fueron “xenófobas”.
Ambos funcionarios completaron que pondrán todo su esfuerzo para realizar lo demandado por la sociedad en esta temática.