“Estamos en plano inclinado”

RAIMUNDI HABLO DEL CONTEXTO POLITICO DE ARGENTINA

El docente y político Carlos Raimundi se refirió ayer a la reunión que mantuvieron el presidente Mauricio Macri junto a Donald Trump en Estado Unidos, y cuestionó que la visita del mandatario argentino “confirma la existencia de dos universos, dos lenguajes, dos concepciones”. En este sentido argumentó que, de lo que Macri se felicita, “para nosotros es tremendo que los Estados Unidos sean su principal sostén”.
Raimundi disertó ayer en una charla denominada “Argentina. El momento político actual y su futuro en el contexto internacional”, que tuvo lugar en el salón de Utelpa, a partir de las 19.30. En este contexto, y previo a su presentación, fue entrevistado por periodistas de Radio Noticias, donde expresó su disconformidad con la reunión que efectuaron los mandatarios durante el último jueves, donde acordaron “profundizar su relación”. Si bien Macri destacó que en un tiempo indefinido Estados Unidos abrirá la importación de los limones argentinos, para Raimundi lo que más importó -a Trump- fue “hablar con Argentina sobre Corea del Norte, lo que indudablemente está hablando a las claras de una diferencia de concepción muy fundamental, muy importante”.
En este sentido explicó que “para ellos, este tema tiene que ver con esa idea que han sabido transmitir con los medios hegemónicos, de que esta es la manera de volver al mundo”, mientras que dejó clara su postura: “Yo creo todo lo contrario. Creo que la Argentina estaba inserta en el mundo hasta el año 2015 de determinada manera” y destacó que, antes de la asunción de Macri, “habíamos logrado que Naciones Unidas nos apruebe un proyecto de nueve puntos para tratar el pago soberano de la deuda de los Estados. Habíamos conseguido que la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) apoyara la causa de Malvinas, era una manera de estar en el mundo. Apoyando por ejemplo que Brasil estuviera en los Brics, lo cual implica nada menos que estar en un bloque que representa el 60 por ciento del PBI mundial. Estábamos en el mundo”.

Directo a la crisis.
Consultado sobre el momento político actual en el cual se encuentra el país, y que es uno de los temas centrales que Raimundi abordó horas después en su disertación, argumentó que “políticamente hablando, creo que estamos en un plano inclinado de parte del gobierno que va a ser irreversible. Pero no lo digo porque se me ocurre, lo digo porque cuando hay un modelo de apertura económica, de endeudamiento, de cierre de fábricas, de transferencias de ingresos inversa, porque no es que lo sectores que más tienen a los que menos tienen, sino al revés, esto no puede llevar a otro lado que no sea crisis” y agregó que frente a este problema “nuestro deber no es avivar la crisis, sino poder anticipar a lo que pueda pasar para estar bien organizados, para que no volvamos a ninguna situación de la que ninguno de nosotros quiere”.

“Universo del poder”.
Para Raimundi el problema ahora es que “en el mundo en el cual nos quiere inscribir el macrismo, es el mundo de las murallas para eliminar a los inmigrantes, el de los refugiados en Europa” y lo catalogó de ser “el universo del poder”, donde rige “el lenguaje del poder financiero globalizado que no tiene nada que ver con los proyectos populares de trabajo e inclusión, ni de mercado interno que nosotros pretendemos para nuestros países”.
Macri, al haber realineado a la Argentina con el imperio, permitiendo bases militares, compra de armas, y demás, el entrevistado argumentó que -esas decisiones- “nos expone a los mismos riesgos a lo que está expuesto el imperio, a la misma debilidad, a la misma vulnerabilidad frente a los enemigos del imperio, porque nosotros somos parte de él nuevamente” y agregó que “esto es tremendo, porque saca a América Latina de su condición de zona de paz, que es una cosa estratégica muy importante, un gran valor para nosotros”.

Libre comercio.
“El libre comercio es un mito”, aseguró el dirigente y argumentó que “el tema no es colocar un producto u otro producto, el tema es, si un país se inserta en el mundo desde una perspectiva industrial o agroexportadora”. “El problema es que Argentina ha vuelto a reprimarizar a su economía, ha vuelto a favorecer a los sectores financieros y a las multinacionales del agro y la minería, cerrando talleres y fábricas, por lo que de ninguna manera un nicho de exportación va a modificar el modelo de retroceso desde el punto de vista de la producción a nivel nacional”.

Retornos cercanos
“Si yo dijera que América Latina está unida sería un mentiroso, no podría transmitir un falso optimismo”, expresó Raimundi y argumentó que “la elección en Ecuador frenó la oleada de derecha que venía ganando en la región” y, con las crisis de la derecha en Brasil, Argentina y Paraguay “se va a fortificar la imagen de los tres grandes líderes, Fernando Lugo, Lula Da Silva y Cristina, y desde allí vamos a organizar un retorno más cercano y esto es por análisis político, no por fanatismo, aunque no puedo decir en qué momento será, porque nadie se puede anticipar a las formas y al tiempo del pueblo”.