“Estamos protegiendo y generando trabajo”

MARINO Y LOS INCENTIVOS PARA PYMES

El Senado de la Nación aprobó dos leyes tendientes a dar un impulso a la industria nacional: en primer lugar, un paquete de incentivos fiscales para fortalecer a las pequeñas y medianas empresas (pymes) y en segundo, medidas para fomentar las fábricas de autopartes nacionales. Ambas iniciativas ya cuentan con la media sanción de la Cámara de Diputados de la Nación, por lo que con su aprobación en el Senado se transformarán en leyes.
Uno de los proyectos de ley propone la creación del Régimen de Fomento de Inversiones para las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas. Este Régimen propone una serie de beneficios, entre los cuales se cuentan la eliminación de la Ganancia Mínima Presunta desde 2017, la deducción de un 10% de las inversiones de lo correspondiente al pago del Impuesto a las Ganancias, la toma como pago a cuenta de Ganancias de la totalidad del impuesto al cheque, una gracia de 90 días para efectivizar el pago del IVA y estabilidad tributaria para estas empresas hasta el año 2018.
Sobre este proyecto, el senador por La Pampa Juan Carlos Marino afirmó que “es una gran noticia para miles de pequeñas empresas y por consiguiente, para millones de argentinos. Para dimensionar debidamente su importancia, debemos recordar que se estima que 7 de cada 10 empleos en la Argentina lo generan las pymes. En esos números radica la verdadera relevancia de este tipo de medidas, establecer un contexto propicio para multiplicar los puestos de trabajo”.
Sobre su implicancia para La Pampa, Marino expresó que “en el interior las pymes tienen una importancia todavía mayor, en La Pampa por ejemplo, la mayoría de las empresas son de carácter familiar. Las grandes o las multinacionales no se establecen en las denominadas provincias chicas, de ahí que estos beneficios sean por demás bienvenidos en el interior. Las pequeñas y medianas empresas compiten normalmente en desventaja frente a las grandes, su poder para hacerle frente a situaciones económicas adversas es limitado”.
“Un mal año o políticas erradas pueden significar su cierre y la consecuente pérdida de puestos de trabajo. Con esta ley estamos protegiendo y generando trabajo” cerró Marino.

Autopartismo.
En esta misma sesión se aprobó además el Régimen de Desarrollo y Fortalecimiento del Autopartismo Argentino, que promueve la instalación de nuevas empresas de la fabricación de autopartes y el fomento, en paralelo, de la incorporación de esos productos locales en los automóviles, utilitarios hasta 1.500 kilos de carga, camiones y maquinaria agrícola vendidos en la Argentina. Para incentivar este último objetivo, se otorgan beneficios impositivos a aquellas terminales que utilicen esas autopartes de fabricación nacional. Este régimen busca reactivar un sector industrial tradicional, hoy postergado, posibilitando la generación de empleo de calidad e impulsando las industrias conexas.

Compartir