Los Porsche, BMW y Audi de pampeanos que evaden impuestos

RADICADOS EN NEUQUEN: SOLO DOS SON DE SANTA ROSA, EL RESTO ES DEL INTERIOR

La Agencia de Recaudación de Buenos Aires (ARBA) informó ayer a LA ARENA los modelos de autos de alta gama de propietarios pampeanos y las localidades de donde son oriundos, que inscribieron sus vehículos en pequeños municipios de Neuquén con el fin de evadir o pagar menos impuestos en la provincia. La mayoría de los rodados, según la Ley Impositiva de nuestra provincia, deberían abonar más de 2.000 pesos bimestrales.
La oficina de prensa del organismo indicó que de los 123 vehículos pampeanos de los más de 7.000 detectados, 75 son de 25 de Mayo, 25 de General Pico, 21 de General Acha, y solo dos de Santa Rosa.
¿Cuáles son los modelos de autos de los pampeanos que no quieren pagar lo que corresponde de impuesto a los vehículos en La Pampa? La Agencia indicó que entre los más costosos, y que están radicados en San Patricio del Chañar, son un Porsche Cayenne todo terreno, cuyo propietario vive en General Pico. Hay además un BMW X3 351 que circula diariamente en General Acha, un Mercedes Benz C220 cuyo dueño también vive en General Pico y un Jeep Compass que es de 25 de Mayo.
La ARBA explicó que hay además dos BMW todo terreno, más de treinta camionetas Toyota Hilux 4×4 y dos AUDI entre los vehículos radicados en Neuquén que deberían tributar en La Pampa.
El organismo de Buenos Aires ya había anunciado que está a disposición de las diferentes agencias de recaudación provinciales la información relativa a los automotores de alta gama radicados en los tres municipios de la zona de Vaca Muerta por habitantes de otras jurisdicciones. El llamado “paraíso fiscal” está compuesto por los municipios de Añelo, San Patricio del Chañar y Vista Alegre y allí se detectaron más de 7 mil vehículos radicados por contribuyentes de todo el país.
El director de la ARBA, Iván Budassi, explicó que el mecanismo consiste en que “en la provincia de Neuquén, la administración y fijación de los impuestos a los automotores la hacen las municipalidades. No es como en la mayoría de las provincias argentinas, donde quien fija los impuestos es la Legislatura provincial”.
En ese sentido destacó que “al sostener gravámenes irrisorios, ciertos municipios de otras provincias se convierten en verdaderos paraísos fiscales donde algunas concesionarias de automóviles y gestores alientan la inscripción de vehículos de alta gama”.
Budassi, sostuvo que “además de dolosa, la situación es grotesca, ya que según consta en los registros todos esos autos poseen como lugar de guarda la misma dirección: un terreno baldío de 17 por 25 metros ubicado en San Patricio del Chañar, que es propiedad del propio municipio”. Los vehículos radicados allí pagan hasta diez veces menos impuestos que en sus lugares de origen.