Murió Walter Martínez Almudévar

MAESTRO RURAL, APASIONADO POR EL OESTE

Jorge Walter Martínez Almudévar murió ayer en su casa de la calle Urquiza acompañado por su familia y en paz. El hombre tenía 81 años y una extraña pasión por el oeste pampeano. A lo largo de casi toda su vida fue docente y director de escuelas hogares en distintos pueblos: Puelén, Arbol Solo, La Humada, Santa Isabel. También dio clases en General Campos hasta que se jubiló a principios de los años 90. Sus allegados dicen que le daba igual una escuela de 10 alumnos o una de 150 y que conocía el territorio en el que se instalaba.
En su ir y venir por las escuelas del oeste, Almudévar no estuvo solo: lo acompañó su mujer, Sofía, con la que tuvo a Ceferino (actual director de Deportes de la provincia) Enrique y Marcela. En el oeste recorrió los puestos y terminó por conocer a casi todos. Estaba enamorado del oeste y se confesaba apasionado por La Pampa profunda. Un tiempo atrás, ya muy enfermo, le dijo a su hijo Ceferino ‘cuando me ponga bien voy a volver al oeste'”.
En el sepelio que se realizó ayer en la Sala Velatoria de la CPE estuvieron presentes el ex gobernador Rubén Hugo Marín, el ex vicegobernador Manuel Justo Baladrón, su hermano Chery Martínez Almudévar (quien fue funcionario marinista) además de algunos ministros del actual Gobierno como Fernanda Alonso y Martín Borthiry. Por pedido explicito del fallecido, sus cenizas serán esparcidas en el oeste, “en las bardas y con mucho viento”.