Piden por la emergencia en violencia de género.

Las legisladoras provinciales Claudia Godoy y Lucrecia Barruti (PJ) expresaron su preocupación por la demora en el tratamiento en la Cámara de Diputados de la Nación del proyecto de ley que declara la Emergencia Pública en materia Social por Violencia de Género en el país, que tiene por objetivo primordial prevenir y revertir el número de víctimas por este tipo de hechos.
“La importancia de la pronta sanción de esta ley radica en que se estaría dotando de recursos presupuestarios y la implementación de capacitaciones para la conformación de las Unidades especializadas en violencia en el primer nivel de atención que trabajen en la prevención y asistencia a las víctimas”, manifestaron las diputadas pampeanas en un comunicado de prensa.
Destacaron, además, que en la iniciativa nacional, que ya tiene media sanción de la Cámara de Senadores, se establece una asignación económica mensual, durante el periodo en que la víctima se encuentra fuera de su casa y hasta tanto logren reinsertarse laboralmente, un punto que advierten permanentemente las organizaciones en defensa de los derechos de las mujeres.
En Santa Rosa, la segunda marcha de “Ni una menos” realizada la semana pasada tuvo como uno de los planteos principales la exigencia para que se apruebe en el Congreso de la Nación la declaración de la emergencia nacional sobre la cuestión de violencia de género. Fue un fuerte pronunciamiento, con gran cantidad de gente, organizado por distintas ONG’s de la provincia.

Proyectos.
Las diputadas destacaron que en la Legislatura provincial hay dos proyectos presentados, uno por el que se solicita la creación de un Protocolo para detección y atención de situaciones de violencia de género en los centros de salud estatales, de las cuales ambas son autoras y otro de Godoy y Roberto Robledo, donde pide el uso de pulseras o brazaletes electrónicos en los casos de victimarios que tengan prohibición de acercamiento en los supuestos de violencia de género.
Por ultimo, Godoy y Barruti se mostraron “convencidas de redoblar los esfuerzos y actividades que se realizan desde los distintos organismos que componen el Estado tanto nacional como provincial, en la lucha contra la violencia de género y sus consecuencias, con la profunda certeza de que la violencia en cualquiera de sus formas no debe tolerarse jamás”.

Compartir