Unifican condena por lesiones

El juez Gabriel Tedín condenó a Marcos Antonio Sebastián Chaves (41) a la pena de seis meses de prisión efectiva por haber lesionado a quien era su pareja. A su vez le unificó esa sanción con la pena impuesta por el juez de audiencia Carlos Besi, el 10 de abril de este año, a un año y seis meses de cumplimiento efectivo por el delito de robo agravado, en una pena única a un año y seis meses de cumplimiento efectivo.
El hecho se registró el 2 de febrero pasado. Mientras su pareja se encontraba lavando autos en el estacionamiento de la terminal de ómnibus, Chaves pasó vendiendo estampitas y se inició una discusión porque la mujer le pidió ayuda económica para mantener a los tres hijos que poseen en común. A raíz de ello, el acusado tomó una piedra y se la arrojó a la víctima, provocándole lesiones en el rostro.

Otro reincidente.
Por otra parte, la jueza Florencia Maza condenó a Angel Adrián Pavón a dos meses de prisión por un hurto. El hecho ocurrió el 20 de abril de 2013, en perjuicio de una mujer. La jueza le unificó la sentencia con otra anterior a cuatro años y dos meses, dictada el 4 de marzo de este año, en una pena única a cuatro años y dos meses de prisión de cumplimiento efectivo.
En este caso, el abreviado fue convenido por la fiscala Leticia Pordomingo, el abogado Pablo Maldini y el imputado, un jornalero de 25 años que registrada antecedentes penales y actualmente está detenido en la alcaidía local.
El día del hecho, Pavón sustrajo de una vivienda, sin ejercer fuerza en las cosas ni violencia contra las personas, un celular, dos mochilas, una plancha de pelo, una cámara digital, una depiladora, una lata conteniendo monedas por 300 pesos, unos aritos de plata y una notebook.

Compartir