Volvió el fuego que había apagado el avión hidrante

NUEVO INCENDIO EN EL SUROESTE DE LA CIUDAD

Desde Defensa Civil aseguran que se trató de una quema intencional, provocada por personas que circulaban en un automóvil. El fuego fue controlado pasadas las 17. Los brigadistas y bomberos trabajaron con apoyo aéreo. También se quemaron pastizales atrás de la laguna Don Tomás.
Ayer, poco después de las 14 se reinició el incendio en un predio que limitan las calles Utracán, Tita Merello y Balbín, en el sector sudeste de la ciudad. Luis Clara, director de Defensa Civil, aseguró que se trató de un hecho intencional provocado, según testigos, por un vehículo tipo break, color blanco, que habría encendido distintos fuegos en la zona de la calle Balbín.
Una espesa columna de humo invadió en las primeras horas de la tarde a los vecinos del Barrio Sur (Plan 5000), algunos de los cuales, a pesar del calor y el aire irrespirable, siguieron desde la vereda, sobre la calle Utracán, el trabajo de los brigadistas y bomberos, apoyados por un avión hidrante y un helicóptero del Servicio Nacional de Manejo del Fuego.

Todos los años.
Los habitantes de la zona le dijeron a LA ARENA que no sabían cómo se había reiniciado el fuego, pero no descartaban que fuera intencional. “Todos los años se prende, algunos dicen que lo hacen a propósito los que dicen ser dueños del lugar”, dijo un vecino.
Por su parte una mujer, que vive a metros del campo siniestrado expresó sus quejas: “Siempre se prende, el año pasado el fuego quemó todo hasta la calle Utracán. Es un peligro, además de las molestias que produce el humo que se mete en las casas”.
La misma mujer aprovechó para reprocharle a la municipalidad: “Ustedes ven el yuyal y la basura que hay acá, es común que aparezcan en mi patio víboras y arañas. Le pedimos a la municipalidad que limpie el lado oeste de la Utracán, que pasen una máquina de vez en cuando”.
Cronistas de este diario volvieron al lugar entre las 17 y las 18. Para entonces el fuego estaba prácticamente controlado, monitoreado desde el cielo por el avión y el helicóptero. Aun quedaban sobre el terreno los vehículos del cuartel de Bomberos de la Policía y del área de Defensa Civil. Desde la calle Utracán podían verse algunos árboles que habían perdido todo su follaje, con su tronco negro y humeante. A diferencia del lunes, el fuego estuvo más cerca de la zona de las viviendas.
A metros del lugar donde se desató el fuego en la víspera, sobre la calle Balbín, podía verse el paisaje desolador que dejó el incendio del lunes, cuando ardieron varias hectáreas.

Otros focos.
A la misma hora en que las fuerzas vivas trabajaban al sur del Plan 5000 podían verse otras columnas de humo menores. Una de ellas correspondía a un incendio de pastizales en la parte posterior del cuenco mayor de la laguna Don Tomás, a metros de las calles Alelí y Altolaguirre. El avión hidrante sobrevoló el área pero no arrojó agua. Clara aseguró en diálogo con este diario que ese foco de incendio fue controlado por los bomberos.
El director aseguró que por ahora no tienen incendios forestales en la provincia, pero aseguró que están siguiendo con atención un frente grande de fuego que está en San Luis, casi en el límite con la provincia de La Pampa.