Inicio La Pampa Adiós para un querido vecino

Adiós para un querido vecino

A la edad de 94 años dejó de existir el pasado 6 de mayo en Santa Rosa el apreciado vecino Julio César González De La Mata.
Integrante de una tradicional familia de la ciudad, Julio César se destacó especialmente -y entre otras cosas- por haber sido uno de los primeros médicos veterinarios matriculados en nuestra provincia.
Hijo de un matrimonio de inmigrantes españoles, en razón de que su padre -también Julio- tenía alquilado el edificio de la Sociedad Italiana, los González de La Mata vivieron muchos años en lo que después fue el Salón de Fiestas del Cine Marconi.
En tanto promediaban los años ’40, mientras concurría al Colegio Nacional para hacer el secundario, a Julio César -que con posterioridad seguiría la carrera de Veterinaria en La Plata- le tocó actuar como una suerte de productor de los cines de la ciudad, dado que su padre era socio de don Nazario Camarero. De esa manera era quien se encargaba de la programación de las salas del Marconi y el Español (donde antes de ser definitivamente teatro también se pasaban películas).
Luego de recibido de médico veterinario volvió a la ciudad para instalarse con su consultorio precisamente en calle Hilario Lagos, frente al mismo Teatro Español.
Eso fue hasta trasladarse definitivamente a Sarmiento 257 -haciendo esquina con Villegas-, donde instaló «Veterinaria González» y ejerció su profesión durante varias décadas. Eran tiempos en que había unas pocas veterinarias en Santa Rosa, y entre ellas además la de Arturo De La Mata y los hermanos Zapico, casualmente también sus familiares.
Durante varios años Julio César fue empleado de la Administración Pública Provincial, desempeñándose en la Dirección de Ganadería, donde llegó a tener la máxima categoría.
Dueño de un carácter afable, y cultor del bajo perfil, fue una persona muy apreciada en los distintos ámbitos en los que supo actuar, y además se constituyó siempre en referente-consultor de la actividad que llevó adelante con total esmero.
Cabe señalar que el doctor González De La Mata fue matriculado fundador del Colegio Médico Veterinario de La Pampa, e integró durante muchos años el Consejo Directivo de la entidad en diferentes cargos.
Su deceso enluta a su familia, a sus hijos Daniel y Marcela; a sus nietos Valeria, Emanuel, Tomás y Pedro y sus bisnietos.
Una gran cantidad de amigos y conocidos hicieron llegar a la familia sus condolencias ante tan doloroso momento.