Inicio La Pampa "Ahora debe presentarse y dar la cara"

«Ahora debe presentarse y dar la cara»

"SABIAMOS QUE PEPIN ES UN COBARDE", DIJO DIPUTADO DEL PARLASUR

Fabián «Pepín» Rodríguez Simón «perseguía a los sin techo y presumía del poder, pero sabíamos que es un cobarde. Y ahora lo demostró, huyendo como una rata ante el primer pedido de indagatoria», afirmó Oscar Laborde, miembro del Parlasur al igual que el abogado actualmente refugiado en Uruguay. El parlamentario dice que «hay mucho elementos que comprometen a Pepín. Hablaba en nombre de Mauricio Macri, tomaba café con Martín Irurzún e invitaba al presidente de la Corte Suprema (Carlos Rosenkratz) al casamiento de su hija. Eran ostentaciones de impunidad y manejo de la justicia. Y tan comprometido como él está el ex presidente», opinó.
Consultado por Radio Noticias sobre «Pepín». Laborde respondió: «es un pusilánime y ya lo conocíamos. La Pampa tiene un gran parlamentario, Nelson Nicoletti, que también lo conoce y lo padeció desde 2015». De todos modos, «ya lo conocíamos de antes porque fue director de la UCEP (Unidad de Control del Espacio Público, creada por Macri en 2008), que reprimía a la gente en situación de calle en CABA. Les quemaban colchones, tiraban su ropa, los acosaban y golpeaban mientras trataban de defender sus pocas pertenencias. Allí Pepín se ganó fama de decidido. Luego estuvo en la mesa judicial y a partir de 2015 empieza a presumir grotescamente en el Parlasur, donde se ensañó especialmente con Taiana (ex canciller) y Daniel Filmus: les gritaba que iban a ir presos a Ezeiza».
El hoy prófugo «fue también un actor principal para encarcelar a Milagro Sala. Y después supimos que era principal responsable de la mesa judicial, que desarrolló la teoría Irurzun, presumía estar vinculado con los jueces y fue factótum del decreto designando a Rosenkratz».

«Una rata cobarde».
Rodríguez Simón fue citado a indagatoria por la jueza Servini de Cubría, en el marco de una causa por asociación ilícita para perjudicar al Grupo Indalo y, presumiblemente, quedarse con sus empresas. El llamado «operador judicial» reclamó asilo político en Uruguay, pero la justicia oriental denegó el pedido. «Debe entregarse de una buena vez y dar la cara. Dice que lo persigue la misma justicia que él designó. Y lo llamó a indagatoria Servini de Cubría, que no es precisamente una militante de La Cámpora», advirtió Laborde.
Con su citación, la jueza «le está pidiendo que se presente y cuente su versión de los hechos. Rechazar una indagatoria es un reconocimiento de culpabilidad, porque esa figura resulta el primer acto de defensa, pensada para que las personas, sin ser expertas en Derecho, puedan contar los hechos ante el juez».
Sin embargo, Pepín «se profugó a un país vecino, generando un problema diplomático por negarse a asistir a una indagatoria. Justamente él, que persiguió y ayudó a encarcelar a personas que asistieron a sus indagatorias, como Cristina Fernández, citada para el aniversario del fallecimiento de su esposo. Ninguno de sus perseguidos escapó de la indagatoria pero él, que era tan valiente con la gente en situación de calle, tan guapo con los parlamentarios kirchneristas, en realidad es una rata cobarde y ahora lo demostró».

«Muy comprometidos».
Servini de Cubría investiga una denuncia de Fabián De Souza, socio de Cristóbal López en el grupo Indalo, por «asociación ilícita, extorsión e intento por quedarse con las empresas. Esta causa investiga el accionar de un grupo encabezado por Macri, jefe de la asociación ilícita, para quedarse con C5N y otras propiedades» de Indalo, explicó Laborde.
Agregó que el caso resulta «similar al de Marcelo D’Alessio, denunciado por el empresario (Mario) Cifuentes. No sabemos cuántos otros empresarios perdieron sus empresas o parte de sus empresas y no lo dicen. El caso de Cifuentes me consta porque lo conocí: no era un militante kirchnerista, sino un empresario que tuvo la suerte (o la desgracia) de ganar una licitación de Vialidad Nacional. Con ese solo argumento, lo obligaron a entregar la mitad de la concesión, luego lo presionaron y le sacaron el resto. Y hay pruebas de que pretendían quedarse con sus empresas y bienes».
Según Laborde «están muy comprometidos, tanto Pepín como Macri. Por eso esta jugada del asilo podría ser un globo de ensayo: claramente la causa apunta a Mauricio Macri y hay muchos elementos que lo comprometen». Y contó que «hay una grabación en la que Pepín le dice a Cristóbal López ‘queremos quedarnos con C5N’. Todos entendían que hablaba en nombre de Macri, y por eso está muy comprometido Pepín pero también el ex presidente», concluyó.

«No tengo nada de qué arrepentirme».

En una entrevista publicada por Perfil y difundida anoche en el ciclo Periodismo Puro (Net TV), Jorge Fontevecchia dialogó con «Pepín». El abogado macrista dijo que siempre estuvo contra la teoría Irurzún, negó ser parte de la «mesa judicial», reconoció que escribió «más de 20 notas en Página /12» y declaró que no es amigo de Macri, pero sí de Juan Grabois.
También fue consultado sobre el Parlasur, en los párrafos que se transcriben aquí.
-¿Seguís yendo a las reuniones del Parlasur?
-El Parlasur no celebra reuniones presenciales desde diciembre de 2015.
-¿Y por Zoom?
-Estoy participando, más allá de que algunos parlamentarios del Frente de Todos pidieron mi remoción por haber pedido refugio.
-¿Cuál es tu relación con los parlamentarios oficialistas?
-No soy popular entre los parlamentarios argentinos, básicamente por cuestiones vinculadas a errores que cometieron al sacar la ley electoral. Por decisión del Consejo del Mercado Común, órgano mayor del Mercosur, nunca cobraron dieta durante los cuatro años anteriores. Y tampoco ahora. Me lo atribuyen porque acompañé a Mariana Zuvic en la campaña «Chau privilegios», que argumentaba que hasta que el Parlasur no funcionara regularmente, no correspondía cobrar dieta. La Justicia dio la razón a esta campaña, cosa que los perturba.
-En 2016 explicabas por qué no debían tener inmunidad parlamentaria Milagro Sala ni Jorge Taiana. ¿Te hubiera venido bien esa inmunidad?
-Renuncié cuando el kirchnerismo, antes de irse, tocó una ley que otorgaba a los parlamentarios del Mercosur idénticos fueros que los diputados nacionales. Renuncié a los fueros y acompañé a Mariana Zuvic con su campaña «Chau fueros». La Corte dijo que no correspondía que los parlamentarios del Mercosur tuvieran idénticos fueros que los diputados nacionales. En mi presentación ante la CORE (Comisión de Refugiados) no solo no invoqué mi calidad de parlamentario del Mercosur. Pedí expresamente que no se me otorgara ninguna protección especial ni privilegiada, sino la de cualquier perseguido político. Antes, prefiero que me extraditen. No voy a recurrir a nada a lo que no pueda acceder cualquier perseguido de a pie.
-Algunas versiones dicen que estarías analizando la posibilidad de ser testigo arrepentido.
-¿Arrepentido de qué? No cometí ningún delito, no tengo nada de qué arrepentirme.