Inicio La Pampa Aíslan a Macachín y a Santa Rosa-Toay. 60 casos, uno grave

Aíslan a Macachín y a Santa Rosa-Toay. 60 casos, uno grave

EL GOBERNADOR APUNTO POR EL BROTE A "GRUPOS MINORITARIOS DE IRRESPONSABLES"

El gobernador de La Pampa, Sergio Ziliotto, anunció ayer la decisión de que las localidades de Santa Rosa, Toay y Macachín vuelvan a Fase 1 a partir de la medianoche de hoy. A su vez, se restringió la circulación entre todas las localidades de La Pampa.
El anuncio fue realizado ayer por el mandatario, que estuvo acompañado por el vicegobernador, Mariano Fernández, el presidente del STJ, José Sappa, el ministro de Salud, Mario Kohan, y los presidentes de los bloques legislativos: Julio González (Frejupa), Francisco Torroba (UCR) y Martín Ardohain (Propuesta Federal).
La decisión fue adoptada tras una semana en la que se acumularon «un sinnúmero importante de casos positivos, con todas las consecuencias que eso significa en cuanto al desarrollo de la enfermedad y la aparición de contactos estrechos. Y lamentablemente como siempre lo planteamos, el virus entró de afuera», afirmó Ziliotto.
«Hicimos muchísimo para que esto no pasara. Pero aquí no fallaron los controles del Estado ni aquellas personas que se exponen día a día por desarrollar actividades esenciales», aseguró.
En esa línea, fue contundente al señalar que «este desborde del virus en la provincia tiene una causa claramente identificada: la irresponsabilidad social de un grupo minúsculo. Ya llegará el momento de todas las instituciones de determinar quienes fueron los responsables y cada uno de ellos se hagan cargo de lo que le corresponde».

Estatus sanitario.
Ziliotto brindó un reporte de la situación sanitaria y explicó que ayer se sumaron siete casos positivos, lo que «nos da una situación de 68 casos positivos, de los cuales 60 están activos y 8 se han recuperado. En lo que denominamos el brote Catriló hay 48 casos confirmados, eso significó aislar a más de 511 contactos estrecho e hisopar 194, solo de Catriló»
En Macachín se registraron seis casos confirmados, se detectaron 41 contactos estrechos y se hisopó a 29. A su vez, en General Acha hay un solo caso confirmado, con nexo en Pellegrini, y se aisló a 44 contactos estrechos. Los hisopados fueron 13 y todos obtuvieron resultados negativos.
En el caso de Santa Rosa, había dos casos activos y ayer se sumaron tres más. Con respecto a estos últimos, se detectó y aisló a «78 contactos estrechos» que fueron hisopados por ser sintomáticos.

Vuelta a Fase 1.
Al no poder «cortar la cadena de contagios», se tomó una medida para restringir la circulación y que «la acción del equipo de salud llegue a la misma velocidad de propagación de los contagios».
«Por eso, para focalizar la búsqueda activa hemos decidido que el conglomerado Santa Rosa – Toay y Macachín pasan a Fase 1 igual que Catriló. Se suspende la circulación también entre localidades de la provincia de La Pampa para circunscribir la circulación a lo mínimo e indispensable».
El resto de las localidades continuará, por el momento, en una fase de aislamiento voluntario. La medida se extenderá hasta que se logre controlar la situación.
Ziliotto anunció que las «actividades económicas habilitadas a partir de las 0 horas del día de mañana (por hoy) en Santa Rosa-Toay, Macachín y Catriló» son: la actividad vinculada al rubro alimentación, farmacias, servicios esenciales de mantenimiento de viviendas, ferreterías, comercialización agropecuaria, entre ellas las veterinarias, la actividad bancaria, las estaciones de servicio, los registros públicos, la obra pública, la reparación de vehículos vinculados a actividades esenciales y el transporte urbano para trabajadores esenciales. «Hemos tomado el transporte entre Santa Rosa Toay como urbano, va a circular a disposición de los trabajadores esenciales», aclaró.
Para garantizar su cumplimiento, se desplegará un «fuerte control policial», que durante los primeros dos días se dedicará a concientizar sobre las medidas necesarias para «cuidarse y para sostener las actividades mínimas». Además, desde el jueves «va a estar disponible en la página del Gobierno provincial los permisos de circulación de los trabajadores esenciales que se van a implementar. Eso va a ser obligatorio, la policía va a exigir el permiso a partir del viernes».

Irresponsabilidad.
Ziliotto reparó en la «necesidad que tenemos los pampeanos de cuidarnos» y remarcó que no buscaba tomar esta decisión. A su vez, planteó que «ninguna actividad económica incidió para que estemos como estamos. Esto es producto de la irresponsabilidad social de un sector minoritario, pero creo que tiene que terminar eso».
En esa línea, afirmó que «hay varios que actuaron y violentaron la normativa, otros la violentaron tácitamente… no denunciaron. La mayoría de los rebrotes tiene que ver con la actividad social clandestina, porque lamentablemente donde no hay alguien que nos controle dejamos de lado todas las reglas».
Zilitto reveló que se está investigando si efectivamente se realizó un evento social clandestino que luego disparó el brote en Catriló. Esta tarea fue encomendada a la Brigada de Investigaciones.
El virus, sostuvo, ingresó por «la onda expansiva de Buenos Aires», pero no lo trajo «un trabajador», sino que fue «por una fiesta clandestina. Todos los caminos investigativos conducen a ese camino», culminó.

Cambios en la CPE y la UNLPam
Las oficinas de la Cooperativa Popular de Electricidad de Santa Rosa no tendrán atención presencial en el día de hoy. Así lo anunciaron anoche desde la entidad, luego de la conferencia de prensa del gobernador en la que se informó que el conglomerado Santa Rosa-Toay retornaba a la Fase 1 por los contagios de coronavirus. Durante la jornada de hoy se analizará y comunicará la modalidad en la que se desempeñará la actividad en los próximos días.
En tanto, el Rectorado de la UNLPam informó que “en vistas de la situación sanitaria”, el personal no docente en Santa Rosa volverá al trabajo domiciliario.

Vuelven los controles estrictos
En el marco de la vuelta a Fase 1 en la capital pampeana, ayer la Policía de La Pampa reforzó los controles en distintas zonas de la ciudad. En los operativos, recordaron el cambio de situación y las medidas de prevención obligatorias, como el uso del barbijo y la implementación, desde el viernes, del permiso de circulación.