Inicio La Pampa Aprobaron la emergencia habitacional

Aprobaron la emergencia habitacional

LOS DIPUTADOS DE LA OPOSICIÓN VOTARON EN CONTRA

La emergencia habitacional en la provincia fue sancionada en la Cámara de Diputados con los votos del oficialismo y del representante del Movimiento Productivo Pampeano, Juan Pedro Brindesi; pero rechazada por todos los demás diputados del cuerpo parlamentario.
La sesión realizada inusualmente un martes fue la última antes que la Cámara entre en receso invernal. La iniciativa del Poder Ejecutivo para que se declare la emergencia habitacional en todo el territorio provincial tuvo el visto bueno del bloque Frejupa y del MPP, en tanto la UCR y Propuesta Federal se expresaron negativamente argumentando razones de transparencia.
Oscar Zanoli, miembro informante del Frejupa, señaló que el proyecto «tiene como objetivo habilitar los procedimientos administrativos para generar mayor celeridad y paliar la crisis habitacional que estamos viviendo. Esta autorización le permitirá al Estado realizar distintas viviendas».

La UCR no adhiere.
Marcos Cuelle (UCR) argumentó que su bancada no adhería: «No coincidimos en las pretensiones. Lo previsible se quiere maquillar con lo imprevisible», dijo. Y agregó: «Esto es así, porque si vemos lo que ha ocurrido con el presidente del IPAV del 2015, ya decía que había un déficit. Luego en el 2018 decían que había un déficit de 13 mil viviendas, y ahora Lezcano dice que hay un déficit de 20 mil. Entonces no es novedad».
Siguió señalando que la iniciativa está disociada de las metas, «porque se pretende abandonar el Instituto de Licitaciones Públicas. Decir que vamos a acelerar la burocracia eliminando las licitaciones, puede generar que tengamos que pagar un alto costo institucional. Lo que no podemos soslayar es la trasparencia», reafirmó.

No a la contratación directa.
«Si analizamos lo que decía el miembro informante, ante una demanda por un déficit de 20 mil viviendas, suponiendo que pudiéramos construir mil viviendas por año, esta emergencia la vamos a prorrogar por 20 años. Entonces no le podemos pedir el bloque de la UCR que siga prorrogando una emergencia que es previsible», advirtió Cuelle.
«En estas condiciones es difícil alcanzar un consenso porque existe un encorsetamiento del Poder Ejecutivo de creer que la única manera de paliar esto es a través de la contratación directa. Y tienen que haber otras herramientas. Creemos que generar instrumentos que obliguen a abandonar el Instituto de Licitación Pública podría convertirse en la generación de un nicho de corrupción», alertó Cuelle.

Resultará «nociva».
En el mismo sentido fue María Laura Trapaglia desde Propuesta Federal: «La transparencia es un mecanismo por medio del cual se permite un debido control de los fondos de la sociedad», y pidió «buscar las soluciones dentro de la ley».
Recordó que esta no sería la primera ley de emergencia habitacional que se ha tratado en la Cámara, sino que «viene de un cúmulo de años. Nosotros advertimos que de los 350 mil que viven en La Pampa, una gran mayoría estaría dependiendo de una vivienda social», desarrolló.
Agregó que cuando el presidente del IPAV estuvo en la Legislatura «se le preguntó qué indicadores se tenían en cuenta, y no tuvimos especificidad; y ahora estamos votando una ley sin tener evidencia. Además, la eliminación de los procedimientos administrativos resulta muy nociva para la administración de los fondos públicos», concluyó.

Brindesi justifica.
Juan Pedro Brindesi justificó el acompañamiento de su bloque. «Es muy grande la demanda de viviendas que hay en la provincia, por eso es importante el proyecto. Además, no creo que esté en juego la trasparencia con los actos que menciona el anteproyecto, porque va a ser auditado por el Tribunal de Cuentas, que está dirigido por un partido de la oposición».
Oscar Zanoli tomó nuevamente la palabra y manifestó que le «parece grave que digan que se puede generar un nicho de corrupción. Existe un mecanismo de control, que está en manos de la oposición. Poner en duda políticas públicas que ha llevado adelante el gobierno, como mínimo es desconocer y llevar la crisis habitacional a la discusión política. Por otro lado, en los últimos cuatro años no tuvimos viviendas».

«Piden un cheque en blanco».
También el presidente del bloque de la UCR, Francisco Torroba criticó el sistema de licitaciones directas, y reflexionó acerca de la necesidad de generar otras herramientas para paliar el déficit habitacional. «Este proyecto es el reconocimiento de que las políticas habitacionales no alcanzaron. Tenemos que discutir cómo resolvemos el problema. Además de esto, hay un pedido de un cheque en blanco para la oposición. Es decir, plantear que el problema habitacional consiste en eliminar los correctos procedimientos administrativos, no lo cree nadie», dijo.
Opinó que «en un momento de crisis necesitamos más institucionalidad. El ocultamiento y el secretismo es una característica del autoritarismo. Menos información genera más súbditos. No estamos diciendo que habrá corrupción, sino que producimos un sistema que no es trasparente. Hacen falta créditos; tenemos un Banco que no está al servicio de los pampeanos», y agregó que «también necesitamos buenos salarios. Es decir, es una situación compleja. Este es un tema de toda la clase dirigente, y nos tenemos que poner de acuerdo; este proyecto para nada va a resolver la problemática», concluyó.

El Tribunal de Cuentas controla.
Julio González, presidente del bloque Frejupa expresó: «Más allá de que el control sea previo o posterior, sí o sí hay control del Tribunal de Cuentas. Lo que estamos votando es una ley de emergencia, y de esta manera es de excepción; tiene vigencia hasta diciembre de 2022. Es importante la voluntad política del gobierno respecto a esta problemática»
«Se habló del déficit habitacional y hay que reconocer que el 40% de la población en La Pampa tuvo y tiene acceso a viviendas sociales. Esta fue y será una consigna de primer orden de nuestro gobierno», agregó el legislador.
«Sabemos que hoy el gobierno nacional vuelve a hacer foco en la construcción de viviendas. Pero nosotros consideramos que quien tiene la responsabilidad de gestión tiene la urgencia de dar solución de la manera más rápida posible. Entendemos que es darle el instrumento para que se continúe en la tarea de paliar la crisis habitacional» y que es «una medida que tiene fecha de vencimiento y es una herramienta fundamental para dar celeridad en pos del objetivo supremo, votamos favorablemente», cerró González.