Inicio La Pampa Apuestan a mejorar las pasturas

Apuestan a mejorar las pasturas

JORNADA EN LA ADELA: BUSCAN SOSTENIBILIDAD ECOLOGICA Y ECONOMICA EN LA PRODUCCION

Un grupo interdisciplinario hace un año está abordando la optimización del sistema de producción pecuaria en la zona semiárida del sur provincial. Pretenden atacar la degradación de las pasturas mediante un proyecto que incluye estudios científicos con experiencias de los lugareños. El miércoles concretaron una nueva jornada a campo en el establecimiento «Las Horquetas» de Alicia Luisoni, ubicado en inmediaciones de La Adela.
El espacio está conformado por productores del sur pampeano y del norte de Río Negro; e investigadores de las Areas de Extensión de Guatraché y General Acha, dependientes de Estación del INTA Anguil. También de la Extensión del INTA de Río Colorado y de la Universidad Nacional del Sur-Conicet (Departamento Agronomía y Centro de Recursos Naturales Renovables de la Zona Semiárida).

El Estado y productores.
Una de las profesionales participantes es la ingeniera agrónoma Susana Paredes, quien milita en el Area de Extensión Rural de Guatraché del INTA, en le explicó a LA ARENA sobre ésa actividad. «Se conformó un grupo muy lindo de los productores y técnicos de diferente instituciones como de INTA, Universidad del Sur, Conicet y otras organizaciones que nos acompañan como municipalidad de La Adela y Dirección de Extensión y Recursos Naturales del Ministerio de La Producción de La Pampa», señaló.
«En lo personal y como técnica de INTA, y sobre todo extensionista, creo que nuestro trabajo debe estar justamente acompañando a los productores y brindándoles información para la toma de decisiones para sus sistemas productivos sean sostenibles y cuidando el entorno geográfico», agregó
«El extremo sur del Caldenal pampeano presenta un alto potencial de explotación pecuaria. No obstante, la realidad actual nos muestra la prevalencia de estados degradados del sistema, resultantes del sobrepastoreo principalmente», argumentó.

¿Cómo es esto?
Paredes explicó que «la degradación se evidencia en el reemplazo de especies en el estrato herbáceo, la invasión de especies leñosas y aumentos en la proporción de suelo desnudo. La gravedad de la situación está en que los procesos señalados se retroalimentan, comprometiendo seriamente la sostenibilidad ecológica y económica de los sistemas de producción pecuaria», advirtió.
«Frente a esta situación nos unimos, en búsqueda de alternativas para revertirla. Lo importante es que cada parte aporta sus conocimientos y experiencias y que existe un reconocimiento y respeto entre las mismas, lo cual retroalimenta de manera positiva el fin perseguido. Hasta el momento la actividad consistió en reuniones en campos de los productores, donde luego de la presentación y recorrida del campo se termina sacando conclusiones y sugiriendo alternativas técnicas mejoradoras», precisó la profesional.
Paredes señaló que desde INTA hace más de treinta años que están estudiando la estructura y funcionamiento del cardenal. Pero que también los productores tienen una vasta experiencia en esa zona.
«Transcurrido casi un año desde la primera reunión, consideramos necesario volcar todos los conocimientos y experiencia práctica del grupo en la ejecución de un plan de manejo en uno de los campos, con un fin demostrativo. Estamos convencidos que de esta forma se podrá lograr un avance más rápido en la adopción de tecnología por parte de los productores ganaderos de la región. Ver que se puede es más persuasivo que escuchar que se puede», afirmó.

Objetivos.
Según le contó la extensionista a LA ARENA, el objetivo general del plan de manejo es maximizar la producción y el aprovechamiento del pastizal, en un marco de sostenibilidad ecológica y económica.
Reveló que específicamente para lograr la meta apuntan a «ajustar la carga animal a las variaciones temporales de la capacidad de carga del pastizal. Regular el tiempo de pastoreo en forma tal de mantener un nivel mínimo de biomasa residual compatible con la adecuada protección del suelo y la facilitación del rebrote, y de evitar el consumo del rebrote inmaduro, es decir el sobrepastoreo».
Asimismo prevén «realizar quemas prescriptas para controlar la vegetación leñosa invasora, y medidas complementarias al ajuste de la carga para mitigar los efectos de las sequías».
En otro punto del proyecto planean «implementar el control reproductivo, nutricional y sanitario necesario para maximizar los índices reproductivos y productivos de la cría y de la recría vacuna; y así maximizar el resultado económico del sistema de producción», concluyó Paredes.