Arrarás evoluciona bien tras el infarto

EL MEDICO NOVARETTO DESTACO LA CELERIDAD DEL HOSPITAL DE ACHA

La intendenta achense, María Julia Arrarás, evoluciona muy bien de la intervención a la que debió someterse en el Sanatorio Santa Rosa, como consecuencia del infarto que sufrió por la obstrucción de dos arterias. Se le hizo una angioplastia y se le colocaron dos stents. El médico Novaretto destacó la celeridad en la que se diagnosticó y derivó a la intendenta hacia ese centro de salud.
Fuentes municipales informaron a LA ARENA que la mandataria municipal se recupera muy bien, pero que hasta ayer no podía recibir visitas debido a que permanece internada en la sala de cuidados intensivos.
Según las novedades dadas a conocer con posterioridad a las 14, es muy probable que si continúa con esa mejoría, durante la jornada de hoy pueda ser trasladada a una sala común. Si esto finalmente sucede, estará en condiciones de empezar a recibir visitas.
De acuerdo al parte médico emitido por el Sanatorio Santa Rosa, Arrarás cursó con episodios de dolor precordial, lo que motivó la consulta en el hospital de General Acha, donde la médica Marta Barni después de haberle hecho laboratorios de rutina y electro cardiograma, constató un síndrome coronario agudo. Por ese motivo fue derivada en forma oportuna y eficaz al centro de salud capitalino.

Lesión.
Una vez allí, el médico Leonardo Novaretto -jefe del servicio de Hemodinamia y Cardiología Intervensionista-, le hizo un cateterismo cardíaco. Oportunidad, en la que se detectó una lesión severa de la arteria coronaria derecha, así que se le colocó dos stents liberadores de droga. Posteriormente, quedó en observaciones en la sala de cuidados intensivos, donde evoluciona favorablemente.
La paciente se encuentra al cuidado del staff médico del servicio de Cardiología, integrado por los profesionales Analía Molteni, Daniel González Savioli y Ricardo Arenas, y la colaboración del servicio de Cirugía Cardiovascular.

Celeridad.
En una breve entrevista con este diario el médico Leonardo Novaretto destacó la celeridad con la que la doctora Marta Barni diagnosticó el cuadro que padecía la jefa comunal, debido a que ello posibilitó que haya sido derivada de urgencia a una sala de Hemodinamia para que pueda efectuarse una angioplastia.
Frente a este tipo de casos -prosiguió-, la rapidez en la que se pueda restablecer el flujo de la arteria es fundamental. Por esa razón insistió en el excelente trabajo realizado por la cardióloga Marta Barni del centro asistencial Padre Buodo de esta ciudad. A su vez, el profesional confirmó que se trató de un infarto.
Aseguró que los pacientes que sufren este tipo de episodios coronarios, representan un antes y un después en el historial médico. Seguramente la intendenta tendrá que cumplir con controles cardiológicos de por vida, además del suministro de la medicación pertinente.

Ejecutivo.
Por el momento el Ejecutivo comunal quedó a cargo del secretario de Gobierno, Ariel Segurado, debido a que la normativa vigente prevé que está facultado para desempeñarse solamente tres días hábiles en aquellos casos que la jefa comunal no pueda cumplir su función por diferentes causas.
De todas formas se presume que la recuperación de María Julia Arrarás podría demandar más días, así que seguramente el martes (el lunes es feriado nacional) deberá cumplirse con la comunicación correspondiente al viceintendente y presidente del Concejo Deliberante, José Luis Domínguez, para que se haga formalmente cargo de la intendencia local.

Postergan reunión
Desde la Unión Vecinalista Achense (UVA) se decidió postergar la reunión que estaba prevista llevarse a cabo hoy a los fines de debatir junto a los afiliados el tema referido a candidaturas del partido de cara a las elecciones del próximo año.
A través de un comunicado firmado por el presidente de ese espacio político, Celestino Luján Díaz, se indicó que los afiliados recibirán una nueva convocatoria con el horario en el que se realizará el encuentro.
La postergación fue adoptada debido a los problemas de salud por los que la intendenta de la municipalidad local, María Julia Arrarás, atraviesa, los cuales provocaron que se encuentre internada en un centro de salud privado de la capital pampeana.