Inicio La Pampa Bonavitta: "Hay que romper el pacto de masculinidad"

Bonavitta: «Hay que romper el pacto de masculinidad»

DIRECTORA DE POLITICAS DE GENERO DEL MUNICIPIO

La directora de Políticas de Género y Diversidad, Gabriela Bonavitta, analizó los últimos hechos que ocurrieron a nivel provincial y nacional, donde se registraron agresiones, femicidios y el asesinato que perpetraron un grupo de rugbiers que puso en debate la masculinidad, y consideró que es fundamental que los varones empiecen a «deconstruir los micromachismos».
En diálogo con LA ARENA, sostuvo que «la deconstrucción de las masculinidades» es una responsabilidad que «tienen los varones», en espacios que «ellos tienen que construir».
A su vez, consideró que esto no ha ocurrido aún y que solo «las mujeres y las disidencias nos hemos preocupado por formarnos y crear encuentros de debate, restándole tiempo a otras actividades».
«Siempre estamos en acción, pensando que queremos construir un mundo con menos desigualdad, con mayor equidad, con ampliación de derechos para mujeres y diversidades. Los varones no, tienen una mirada pasiva o agresiva ante esto», precisó.
En ese sentido, explicó que «los que tienen una mirada agresiva son los que responden aún con más violencia ante nuestros reclamos». En cambio, «hay otros que miran pasivamente, que dicen que nos apoyan, pero no generan ese espacio para deconstruirse».
Para la funcionaria municipal, esos cambios deberían comenzar a darse en espacios cotidianos, como los grupos de Whatsapp o los asados, «donde se comparten chistes misóginos, agresivos y homofóbicos, y nadie los corta o interfiere».

Micromachismos.
Bonavitta remarcó la necesidad de «empezar a deconstruir los micromachismos», algo que «está en manos de los varones» y que debería abordarse «de manera urgente». En ese sentido, señaló que las mujeres y las identidades disidentes «visibilizamos los distintos tipos de violencias, las pusimos de manifiesto, salimos cada vez que agreden a una compañera».
«Falta que los varones, que dicen ser nuestros aliados y estar de nuestra parte, hagan su parte. Y tiene que ver con esto, con hacerse cargo que son parte de esa construcción patriarcal y de que si no lo detienen, son cómplices».
Un ejemplo mencionado por la funcionaria es el caso de los rugbiers, que en patota agredieron y asesinaron a un joven. «Es ese pacto de masculinidades que persiste, entonces cuando no se frena un comentario misógino en un grupo de Whatsapp o una agresión, que sé que no es un chiste, sigo sosteniendo ese pacto que después termina recrudeciéndose y termina en otro tipo de violencia», indicó.

Romper el pacto.
Bonavitta insistió en que «los varones tienen que romper el pacto de masculinidad, que tiene como mayor punto de agresividad el femicidio, pero que antes, tiene una escala enorme de diferentes tipos de violencia. Me parece que esa es una de las cosas que nos está faltando, además de una Justicia con mayor perspectiva de género, condenas ejemplares, entre otras».
En esa línea, y ante la pregunta que se hacen los varones sobre cómo aportar, sostuvo que pueden «hablar con sus hijos e hijas, pararle el carro a los amigos o compañeros de trabajo, generar espacios de escucha dentro de casa para que nuestros hijos varones no tengan un crecimiento creyendo que hay que cumplir con determinados estereotipos, entre otras».

Hombres violentos.
Por otra parte, Bonavitta destacó que en la Municipalidad de Santa Rosa «tenemos un equipo de atención a hombres violentos y a ese equipo le estoy pidiendo que empecemos a repensar la tarea para salir a ofrecer estos espacios de deconstrucción de masculinidades».
Actualmente, el equipo funciona en la Fundación Ayudándonos, ubicado en Cervantes 602, desde las 7.30 de la mañana hasta las 13.30. Está compuesto por una trabajadora social, una psicóloga social, una abogada y dos psicólogos. «Generalmente trabajan por la llegada de oficios, es decir, cuando la Justicia te encuentra como autor de un hecho de violencia, te envía a ese espacio de terapia», explicó.
A su vez, anticipó que en las reuniones que están realizando con la Justicia y con diversas instituciones, solicitaron que «más allá de la recomendación, haya un seguimiento y de obligatoriedad de ocupar este espacio. Porque nos encontramos con que llegan los oficios, el equipo cita a los varones y muchos no responden o no van».
De todas maneras, señaló que «los que se quieran presentar espontáneamente se tiene que presentar en la fundación a esa hora. Hay un equipo de cinco profesionales a disposición, totalmente gratuito y confidencial».
En ese sentido, destacó que la creación de «espacios de deconstrucción» es algo «que hoy el Estado puede ofrecer» a través de la Dirección municipal. «Necesitamos que aquellas otras instituciones que están viendo la violencia de género, redoblen la apuesta a la hora de convocar a aquellos varones que tienen que acceder a estos espacios», completó.

Ministerio «esperanzador»
La directora de Políticas de Género y Diversidad municipal cuestionó la gestión presidencial de Mauricio Macri y señaló que «vaciaron todo lo que pudieron en materia de protección y derechos, cerraron las oficinas de atención a las víctimas de trata, y destinaron 11 pesos por mujer. No existieron las políticas públicas para erradicar y prevenir la violencia de género».
En ese sentido, celebró la creación del Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad, que se encuentra a cargo de Elizabeth Gómez Alcorta. «Me parece un gran acierto, y también espero, y parece que así va a ser, que sea transversal a los demás ministerios y espacios de gobierno, para que no quede solo en nuestras manos».
«Porque sino seguimos reproduciendo la desigualdad, nosotras tenemos que ser las cuidadoras, las educadoras, y además nos tenemos que ocupar de sobrevivir en un país donde muere una mujer cada 24 horas víctima de femicidio», agregó.
«Este ministerio a mí me parece que es esperanzador, porque ha aprovechado cada situación de alarma que sucedió en este país con respecto a la violencia machista para enviar un mensaje pidiendo la deconstrucción y llamando a la reflexión», completó.