Inicio La Pampa Condenado por un ataque incendiario

Condenado por un ataque incendiario

PRENDIO FUEGO LA CASA DE SU EX PAREJA Y ACORDO UN JUICIO ABREVIADO

(General Pico) – Un hombre de 39 años fue condenado ayer a una pena de prisión en suspenso, por provocar el incendio de la casa en que residía su ex pareja. En el marco de un «acuerdo de juicio abreviado», el juez de control Diego Ambrogetti lo sentenció a tres meses de prisión en suspenso luego de encontrarlo responsable de «daño simple» y le fijó reglas de conducta que deberá cumplir durante un plazo de dos años. El acuerdo fue presentado por el fiscal Luciano Rebechi, el defensor oficial Alejandro Piñeiro y el imputado, en tanto que Jerónimo Altamirano prestó su conformidad con el acuerdo, la pena y las reglas de conducta, en su carácter de patrocinante de la querella particular.

El incidente ocurrió durante la madrugada del 8 de diciembre de 2019, cuando el imputado prendió fuego en la casa de la damnificada, mientras estaban ausentes los moradores de la vivienda. «El hecho se produjo en un contexto de violencia de género, de acuerdo a lo normado por la ley 26.485, de Protección Integral para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia Contra las Mujeres en los ámbitos en que desarrollen sus relaciones interpersonales. Su autor actuó por venganza o despecho, ante la negativa de la mujer en mantener una relación sentimental», expresó el fallo.

Ambrogetti aclaró además que el monto acordado por las partes resulta «un límite punitivo para el juzgador, que no puede ser franqueado por quien tiene a su cargo resolver la cuestión presentada por las partes, debiéndose, en definitiva, respetar lo convenido, dado que ello es una obligación legal, ya que el criterio sobre la mensuración de la pena queda en cabeza de la pretensión punitiva del fiscal».

Pruebas.
El juez incorporó al expediente el acta de constatación del siniestro, el croquis demostrativo del lugar del hecho, la denuncia de la damnificada, las declaraciones testimoniales de un efectivo policial, una vecina de la vivienda afectada y un testigo ocasional, entre otros testimonios. Además, quedó incorporado el informe pericial realizado por los peritos del Cuerpo de Bomberos de Santa Rosa y el acta de allanamiento formulada por la policía en el domicilio del imputado, donde secuestraron algunos bidones con líquido inflamable.
En el fallo, el juez agregó que las sospechas de la víctima fueron corroboradas por las expresiones de un testigo, que durante aquella madrugada observó al imputado con un bidón en la mano. También advirtió que los bomberos que realizaron las pericias confirmaron la intencionalidad del incendio, originado «en el interior de uno de los dos dormitorios, sobre ropa de cama y colchón de cama cucheta de madera de una plaza, siendo la fuente térmica que inició la combustión, atento las afectaciones observadas, un elemento de llama libre, como la flama generada por una cerilla fosfórica».