Inicio La Pampa Condenan a joven a tres años de prisión

Condenan a joven a tres años de prisión

GENERAL ACHA: AMENAZO A SU EX PAREJA Y ATACO CON UNA MAZA A DOS POLICIAS

Un joven fue condenado a la pena de dos años de prisión de efectivo cumplimiento, debido a que fue declarado autor material y penalmente responsable de los delitos de amenazas y daños en perjuicio de su ex pareja, por lo que ambos hechos fueron encuadrados en violencia de género. Además, resultó culpable de los delitos de resistencia a la autoridad agravada con lesiones leves agravadas por ser causadas a un empleado policial.
En ese mismo fallo, el juez de control Diego Asin revocó la condicionalidad de la pena impuesta por hechos cometidos con anterioridad, los cuales se trataron de amenazas y violación de domicilio, también en perjuicio de su ex pareja. En ese entonces, el agresor había sido condenado a la pena de un año de ejecución condicional.
Por esa razón el magistrado unificó la pena impuesta en primer momento, con la reciente, de modo tal que el joven (22 años) tendrá que cumplir una única pena de tres años de prisión de efectivo cumplimiento. Una vez que la sentencia quede firme, deberá remitirse las piezas procesales al Juzgado de Ejecución Penal de la capital pampeana.

Abreviado.
El juez Asin adoptó esa decisión judicial, a instancias del acuerdo de juicio abreviado oportunamente presentado por el fiscal Juan Bautista Méndez, el imputado, y su defensora particular Vanesa Ranocchia Ongaro. En la oportunidad, el representante del ministerio público fiscal acusó al imputado por los delitos por los cuales finalmente resultó condenado.
Asimismo quedó comprobado que el imputado, al igual que su defensa, prestaron conformidad al planteo efectuado por la fiscalía. Así fue que el joven no solo reconoció la existencia de los hechos por los que se los enjuició, sino también su autoría. A su vez, manifestó su conformidad con la pena requerida e informada.
Del análisis de los elementos probatorios colectados en el legajo de investigación, sumado al reconocimiento que el imputado ha efectuado, el juez consideró que los hechos por los cuales fuera traído a proceso se encuentran probados, informaron fuentes oficiales.

Hechos.
El domingo 27 de abril, cerca de las 20.30, el joven empezó a enviarle mensajes vía Whatsapp a su ex pareja, por medio de los cuales la insultaba. Esto generó una discusión por ese medio, ocasión en la que el hombre empezó a amenazarla. Unos minutos más tarde, se hizo presente en el domicilio de la mujer y comenzó a golpearle la puerta de acceso de manera muy violenta. Reiteró los insultos hacia ella, y en un momento empezó a ocasionar daños en la puerta principal, una maceta que había allí, y el parabrisas del vehículo de la vecina.
La mujer logró dar aviso a la policía. Se presentaron Natalia Mari y Javier Morini. Los efectivos intentaron calmar al joven que estaba muy alterado, éste ofreció resistencia y empezó a agredirlos con la maza de hierro (de unos 10 kilos) que tenía en sus manos. En un momento, uno de los policías debió sacar el arma reglamentaria y efectuó un disparo al piso, a los fines de reducirlo. Lo que finalmente lograron, con ayuda de otros agentes que llegaron como refuerzo. Mari resultó con lesiones en una de sus rodillas, en tanto que Morini tuvo lesiones en la cabeza.